Provincia avanza con la ley de Cannabis medicinal: “Dará certezas y cambiará la lógica prohibicionista”

La Provincia de Buenos Aires avanza en la primera legalización del cannabis que regularía el autocultivo, la producción y la venta de la planta. En este marco, los activistas y cultivadores advirtieron que su legalización “tendría un impacto muy positivo”.

En diálogo con DiarioConurbano.com, Victoria Baca Paunero, defensora pública de Lomas de Zamora y especialista en el abordaje jurídico del uso medicinal del cannabis, aseguró: “Esta ley dará certeza a los pacientes, a los profesionales de la salud porque asigna reglas claras y grados de certeza. Es el Estado teniendo un rol protagónico ya que genera una agencia provincial que baja una línea”. 

El proyecto de ley se aprobó en comisión esta semana y el debate en el recinto se espera que sea el jueves. El proyecto del Ejecutivo incorpora la creación de la Agencia Provincial de Cannabis para regular la producción y provisión con fines terapéuticos. 

En este sentido, Baca Paunero explicó que “el impacto de una agencia provincial es en favor de muchísima gente” y consideró que cambiará “el paradigma de la lógica prohibicionista” que predominó hasta el momento. 

Según el proyecto, se incluirá a las asociaciones civiles y la Provincia a traves de la APC generaría un Registro Provincial del Cannabis para que los usuarios con indicación médica puedan acceder con más facilidad. “Tiene como objetivo la protección de los derechos humanos del sistema de salud y de los destinatarios del sistema de salud. Hay una intención de proteger a esa gente con un marco legal muy claro”, afirmó la defensora de Lomas de Zamora. 

El proyecto se concentra en el cultivo personal controlado y sedes de agrupaciones cannábicas, en la investigación científica, la producción pública y privada, la importación y exportación, la creación de un banco de semillas y la distribución gratuita en centros de salud.

“Las personas que se registren van a contar con una autorización del Estado para lo que están haciendo con los límites que la autorización diga. Entonces por esas acciones no se los podrá perseguir penalmente, se les habilitará acciones que hoy están penadas en la ley por ejemplo tener o cultivar”, relató Bacapaunero que fue defensora de Adriana Funaro, una mujer de Ezeiza a quien se le inició una causa penal por cultivar plantas de marihuana, utilizadas para su artrosis hereditaria.