Lanús: Advierten que hay comercios que “no pueden hacer frente a sus obligaciones”

El secretario general del Sindicato de Empleados de Comercio de Lanús y Avellaneda, Orlando Machado, criticó que el Estado “perdió autoridad por culpa propia” porque “piden esfuerzo de los trabajadores y cierran comercios” pero “hay grupos de personas que son de otra casta y que no los alcanza ningún decreto”.

Machado resaltó que el rubro viene “muy mal” porque hay muchos comercios “que no tienen niveles de venta para hacer frente a sus compromisos y obligaciones” ante esta situación “complicada y atípica”.

En dialogo con DiarioConurbano.com, manifestó que “el Estado deberá articular una ayuda para estos comercios porque no van a poder pagar los sueldos de su personal” debido a que “las grandes cadenas pueden aguantar pero la preocupación está en los pequeños comercios”.

En tanto a la negociación paritaria que tuvo el gremio, Machado destacó que “en el contexto que se debatió no está mal” y que “es bueno se incorporó una cláusula gatillo para que se vuelva a discutir si la inflación supera lo firmado”.

“Dado el contexto no podíamos hacer más porque si hubiésemos discutido por rama podríamos haber conseguido algo mas pero era prácticamente imposible que las pymes que han mermado sus ventas puedan hacer frente al pago de sueldos con los aumentos”, detalló el sindicalista.

Además deseó que los aumentos en los salarios “el trabajador lo vuelque al consumo para que permita levantar un poco las alicaídas ventas de todo el sector de comercio general” y le permita a algunos comercios “hacer frente al pago de sueldos”.

“Calculábamos una caída del empleo y de las ventas entre un 20 y un 30 por ciento porque en nuestra zona se ha ido Falabella, Garbarino esta con muchos inconvenientes y Frávega está haciendo reestructuración de personal pero con la vigencia de la prohibición de efectuar despidos no tenemos datos certeros sobre eso porque muchos hacen retiros voluntarios que son despidos encubiertos”, indicó Machado.

El titular del gremio de comercio enfatizó en la solicitud de que los consideren “personal estratégico” porque si bien “son trabajadores esenciales no pueden acceder a la campaña de vacunación” e indicó que “desde el primer día se atienden a las necesidades de la población”.

“Hay provincias que ya la autorizaron a los empleados de comercio pero en Buenos Aires no tuvimos ningún tipo de respuesta y esperamos no tener que tomar ninguna medida extrema para resguardar la salud de nuestros trabajadores”, agregó Machado.