Cortes de luz en Escalada: “Edesur no dio la cara nunca, no se puede vivir así”

Vecinos de Remedios de Escalada reclamaron por los cortes de luz reiterados en la zona y exigieron a Edesur que cambie el cableado a través de una carta colectiva. Ayer cortaron Hipólito Yrigoyen para visibilizar el pedido y el Municipio de Lanús intimó a la empresa. 

En diálogo con DiarioConurbano.com, Carolina, vecina afectada por los cortes, aseguró: “Edesur no dio la cara nunca y justo cuando cortamos la avenida nos dijeron que iban a cambiar el cableado. Uno paga sus boletas y te cortan el servicio por una semana las 24 horas. Después nadie descuenta los días que no tuvimos el servicio”.

Son 242 viviendas las afectadas por los cortes de luz y las familias comenzaron a organizarse desde el verano para realizar el reclamo en la empresa ya que con las denuncias individuales no encontraban solución. 

Esta última vez, el corte comenzó el domingo y al no obtener una respuesta clara, los vecinos optaron por manifestarse sobre Hipólito Yrigoyen. 

En este sentido, Carolina explicó que presentaron una carta con las firmas de los vecinos para que Edesur cambie el cableado que provocaba fallas en las fases y el Municipio intimó a la empresa para que intervenga en la problemática. 

“Ahora nos pusieron un generador y tenemos luz por eso. Vino la cuadrilla y dicen que van a arreglar el cableado subterráneo que es el foco principal del problema. Aparecieron porque cortamos y visibilizamos el tema, sino ni se movían”, afirmó la vecina que vive desde 1995 en el barrio.

Según lo relatado, en la zona hay muchos vecinos mayores de 60 años y muchas familias tuvieron que tirar mercadería o electrodomésticos que se les arruinaron con los cortes constantes.

“No tener luz es perder comida, es no tener agua también. Es de terror y yo creo que los municipios y el Estado se tienen que hacer cargo porque no se puede vivir así”, manifestó Carolina.

En este marco, los vecinos exigieron una solución contundente ya que consideran que lo que se hizo hasta el momento fueron “parches” que no terminan de solucionar el “problema estructural”. 

“Vemos que mucha gente de Escalada está con problemas. Yo vivo desde hace años acá y cuando se cortaba era en el verano cuando había mucha demanda. Pero así con esta frecuencia y cantidad de días, nunca”, aseveró