Portada » Masacre de Wilde: “Aplicar una pena después de 28 no es justicia, es venganza”

Masacre de Wilde: “Aplicar una pena después de 28 no es justicia, es venganza”

Compartir la nota

La defensora oficial de Marcos Ariel Rodríguez, el ex policía que estuvo 20 años prófugo en la Masacre de Wilde, aseguró que la fiscalía “no tiene pruebas” y que en el caso “se busca venganza y no justicia”. El Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3 de Lomas de Zamora lleva adelante el debate luego de 28 años y tiene como acusados a 7 ex policías de la Brigada de Investigaciones de Lanús.

En la Masacre de Wilde – ocurrida el 10 de enero de 1994 – fueron acribilladas por balas policiales cuatro hombres que se movilizaban en dos autos: Edgardo Cicutin, Norberto Corbo, Gustavo Mendoza y Enrique Bielsa, mientras que Claudio Díaz, fue el único sobreviviente.

Los ex policías imputados son Osvaldo Lorenzón, alias “El Pollo” (69), Eduardo Gómez (61), Roberto Mantel (65), Pablo Dudek (76), Julio Gatto (56), Marcelo Valenga (59) y Marcos Rodríguez (59).

En su alegato de este martes, la defensora oficial María Celeste Vázquez pidió la absolución de Marcos Rodríguez ya que aseguró que el ex policía es víctima de una “imputación insólita ya que no estuvo en el lugar de los hechos ni pertenecía a la Brigada de Lanús”.

En tanto, cuestionó al que consideró “el único testimonio” que ubica a Rodríguez en Wilde el día de los hechos, prestado por otro policía de la ex Brigada de Lanús. Y agregó: “el 10 de enero de 1994 mi defendido no salió a matar”.

Por otra parte, la defensora oficial insistió en la existencia de tres hechos diferentes, diferenciándose del fallo de la Suprema Corte de Justicia bonaerense que ordenó la realización del juicio oral.

“Rodríguez nunca estuvo prófugo ya que demostró que tuvo actividades comerciales con local con puerta a la calle en Córdoba, durante estos años hasta su detención”, argumentó. El ex policía fue detenido en la ciudad de La Falda, en 2014.

Tras plantear que la causa estaba prescripta, planteó que debería haberse hecho un juicio por la verdad y no uno tradicional que puede terminar con una condena efectiva.

“Siempre quisimos que se realizara el juicio porque tenemos la certeza de que Rodríguez es inocente”, planteó María Celeste Vázquez. Y agregó: “Aplicar una pena después de 28 años no es justicia, sino venganza”.

Tras los argumentos brindados, la defensora oficial pidió la absolución de Marcos Ariel Rodríguez.

De esta manera, finalizó la etapa de alegatos en el juicio. El TOC 3 de Lomas de Zamora dispuso que el 25 de noviembre próximo se realicen en los Tribunales de Lomas las réplicas de los alegatos, donde las partes podrán rebatir argumentos brindados por la contraparte.

 


Compartir la nota

Desde 2013 informándote sobre todo lo referido al conurbano bonaerense.

 

Siempre la más variada y mejor información.

Últimas noticias

Más leídas de la semana

@2022 – Todos los derechos reservados por Diario Conurbano Prohibida cualquier reproducción total o parcial.