Portada » Caso Yanela: La defensa del policía presenta un testigo de identidad reservada

Caso Yanela: La defensa del policía presenta un testigo de identidad reservada

Compartir la nota

AATribu FrenteizquiLa defensa del policía Sergio Gómez, acusado de matar a la adolescente Yanela Yoryenech, tras perseguir el auto en el que se movilizaba la joven junto a un grupo de amigos, anticipó que presentará un “testigo de identidad reservada” que – asegura – “vio cuando los jóvenes le intentaban robar el auto” al oficial. Gómez llegará al juicio oral y público que llevará adelante este año el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 8 de Lomas de Zamora acusado de de “homicidio agravado y tentativa de homicidio agravado, tenencia ilegal de arma de fuego y tenencia ilegal de arma de guerra”. La pena prevista es de prisión perpetua.

El hecho ocurrió en abril de 2014 en el barrio de Villa Sastre, en Temperley. La persecución se inició en la avenida Eva Perón.

“Vamos a presentar, para que declare en el juicio oral, un testigo de identidad reservada que vio cuando los jóvenes – entre los que se encontraba Yanela – se bajaron de un automóvil, amenazaron e intentaron robarle el vehículo a Gómez. Ante esto mi cliente, reaccionó”, explicó el abogado Pablo De Fazio.

En diálogo con DiarioConurbano.com, sostuvo que el testigo ”vio que a Gómez lo amenazaron con un arma, él se resistió, estos jóvenes escaparon y él comenzó a perserguirlos ya en su función de policía porque se había cometido un delito”.

De Fazio confió en que el aporte que pueda hacer el testigo que presentarán en el TOC 8 permitirá encuadrar penalmente lo ocurrido como “homicidio en legítima defensa” o “homicidio en exceso de legítima defensa”.

Sobre el hallazgo de armas en la vivienda de Gómez que pertenecían a un operativo realizado por la Comisaría de Parque Barón – donde trabajaba – el abogado sostuvo que “en realidad se trata de un tema administrativo que explicaremos con detalle en el juicio oral”.

Por otra parte, aseguró que “hubo un enfrentamiento entre Gómez y los jóvenes”. Consultado por la inexistencia de armas en poder del grupo que acompañaba a la víctima, sostuvo que el juez de Garantías Esteban Baccini “afirmó que no hubo enfrentamiento sólo porque el auto de mi defendido no tenía impactos de bala. Pero eso es sólo una presunción”.

Sobre el hallazgo de armas en la vivienda de Gómez que pertenecían a un operativo realizado por la Comisaría de Parque Barón – donde trabajaba – el abogado sostuvo que “en realidad se trata de un tema administrativo que explicaremos con detalle en el juicio oral”.

Además, De Fazio resaltó que Gómez, de 34 años, luego del hecho, “se presentó en la comisaría, no ocultó nada”. Y subrayó: “Mi defendido es una persona inocente que nunca antes había tenido inconvenientes. En  este caso, sólo intentó defenderse de un robo”.

De acuerdo a la investigación judicial, el pasado 11 de abril 2015 pasado dos jóvenes estaban cargando gas en el Fiat Duna en el que se movilizaban, en la estación de servicios ubicada en la avenida Eva Perón y Cabred, en Temperley. Allí, se cruzaron con dos amigas Yanela Ayelen Yoryenech, de 14 años, y Nataly Yovynovicz, a quien decidieron llevarlas hasta sus casas.

Los adolescentes pertenecían a la comunidad gitana que vive en el límite entre Temperley y José Mármol.

En ese momento, cuando dejaba la estación de servicio, fueron interceptados por Peugeot 307. Según la elevación a juicio oral a la que tuvo acceso este portal, el conductor de ese auto – el policía Sergio Gómez – no se identificó, le apuntó con un arma a los jóvenes y les gritó: “bájense porque los mato”.

Al creer que eran víctimas de un intento de robo, los jóvenes decidieron escapar y fueron perseguidos por Peugeot 307, que conducía Sergio Gómez.

Los ocupantes del Fiat Duna relataron que Gómez comenzó a dispararles en la persecución y que  Yoryenech gritó “me dieron”. El conductor del auto detuvo su marcha en Conscripto Bernardi y Chayter, en José Mármol, partido de Almirante Brown.

Allí, los jóvenes pudieron ver que Yanela estaba herida de dos balazos en el tórax y el abdomen. “Le pegaste un tiro a mi prima”, le reclamó uno de los jóvenes al policía que se bajó de su auto. Los testigos escucharon cuando Gómez le respondió lacónicamente: “vayan a la comisaría” para luego alejarse del lugar.

Yanela falleció el 24 de abril pasado en el Hospital Gandulfo como consecuencia de las heridas recibidas. Ese mismo día, el fiscal de Lomas de Zamora dispuso el allanamiento de la vivienda de Gómez y su detención.

En la casa del policía fueron halladas dos armas, de las cuales el imputado no tenía los papeles que acreditaran su propiedad. Peor aún: una de ellas se comprobó que había sido secuestrada en un operativo realizado por personal de la Comisaría de Parque Barón, donde trabajaba Gómez.

Cuando se le dictó la prisión preventiva, el juez Baccini resaltó en su resolución que sólo el Fiat Duna presentaba impactos de bala, lo que desmentía la versión que dio el imputado acerca de la existencia de un tiroteo con los jóvenes, a quienes tampoco se les hallaron armas.


Compartir la nota

Desde 2013 informándote sobre todo lo referido al conurbano bonaerense.

 

Siempre la más variada y mejor información.

Últimas noticias

Más leídas de la semana

@2022 – Todos los derechos reservados por Diario Conurbano Prohibida cualquier reproducción total o parcial.