Balladares valoró la “unidad política” del Frente de Todos, pero no descartó unas PASO en el 2023

El Frente de Todos de Lanús atraviesa un proceso de unidad política que se cristaliza en el accionar en el Concejo Deliberante y en la unidad que se concibió para asumir la conducción del PJ local. No obstante, esto no descarta que el espacio atraviese unas PASO en el 2023 para dirimir el candidato a intendente que enfrente a Juntos por el Cambio.

“El proceso de unidad política no determina nada, no garantiza nada respecto a la ingeniería electoral. Lo importante es tener un ámbito de política local donde los matices se puedan discutir y haya acciones conjuntas”, subrayó el concejal del Frente de Lanús y Lanús y vicepresidente del PJ, Agustín Balladares en diálogo con DiarioConurbano.com y adelantó que el 7 de mayo se prepara un acto del peronismo de Lanús.

Al ser consultado sobre si esta “unidad política” descarta las PASO en el 2023, el concejal aclaró que “no se descarta nada” y aseveró: “Tenemos que hacer todo lo que le permita a Lanús ganar las elecciones”.

Asimismo, subrayó que “en tal caso si hay PASO tiene que ser producto de un conjunto y no producto de determinados sectores que quedaron heridos, afuera de la discusión política” y apuntó a que “todos tienen que ser parte de esa discusión política para que con madurez se pueda pensar cuál es la mejor ingeniería electoral para ganar las elecciones”.

En esa línea, Balladares destacó que “es un gran dato que la política de Lanús vuelva a gravitar en el PJ” y replicó: “Veníamos pidiendo desde hace tiempo que todo el proceso político se debata sin clausurar discusiones”.

Uno de los primeros “datos políticos” que tuvo el Frente de Todos local fue la unidad en acción para rechazar el nuevo Código de Planeamiento Urbano que fue aprobado por la mayoría que tiene Juntos por el Cambio en el Concejo de Lanús. Al respecto, el concejal enfatizó: “Pudimos generar unidad frente a un tema muy sensible y que va a moldear el proyecto de ciudad que es antagónico al nuestro”.

En tanto, lamentó “la falta de diálogo” por parte de la oposición porque ante un proyecto “de tamañas características que requiere debate y consenso no tuvo legitimidad porque una ordenanza que va a reconfigurar las características de la ciudad, el oficialismo no dio el debate”.

“Es gracioso porque ellos hablan de diálogo y no lo materializan en las acciones”, concluyó.