Lomas: Golpearon a una pareja de ancianos y les robaron los ahorros de toda la vida

Un matrimonio de jubilados fue asaltado este domingo a la madrugada por tres delincuentes que ingresaron a su casa de Lomas de Zamora. Los golpearon, los torturaron, les robaron dinero, ropa y frazadas. En medio del robo, al dueño de la casa lo amenazaron con matar a su esposa.

El hecho sucedió este domingo entre las 5.30 y 6 de la mañana, cuando tres ladrones entraron a una casa ubicada en Felipe Boero al 100, en Lomas de Zamora, luego de saltar las rejas del frente de la vivienda e ingresar por el techo. Les robaron 3.500 dólares, 19 mil pesos de la jubilación, ropa, sábanas, frazadas y tarjetas de débito.

Una vez en el interior de la vivienda, los delincuentes llegaron a la habitación matrimonial y allí redujeron al  hombre de 89 años y a su esposa de 84. Mientras los golpeaban les exigían la entrega de dinero.

“Se llevaron los ahorros de toda su vida. Mis padres están muy doloridos, asustados. Tienen la imagen de los delincuentes arriba de ellos queriéndolos matar”, relató Norberto, el hijo del matrimonio asaltado, en diálogo con DiarioConurbano.com.

El hombre con sus 89 años intentó defenderse, pero uno de los delincuentes quiso clavarle un cuchillo en el cuello. “Mi viejo logra safar, pero le clava el cuchillo en la frente y después le pusieron el cuchillo en la oreja a mi mamá amenazando con que la iban a matar”, describió el hijo de los jubilados.

Según contó el hijo del matrimonio, a la casa ingresaron tres delincuentes y, aparentemente, en la puerta esperaban dos autos. “Mis viejos tienen rejas por todos lados. Entraron por adelante, saltaron las rejas, se subieron al techo y bajaron con un cable, estilo película”, explicó.

El hijo de las víctimas aseguró que por las imágenes de las cámaras que hay en lugar, los delincuentes, estarían identificados. “Se los ve que vienen caminado y después están los dos autos que les hacían de sostén, una Meriva negra y otro auto de color gris que no alcanzamos a ver el modelo”, contó Norberto.

Asimismo, el hombre manifestó su preocupación por la constante inseguridad que viven los vecinos de la zona desde hace un tiempo. “Por suerte no los mataron, pero ya no podemos vivir así. Nosotros encerrados y los delincuentes afuera, nadie hace nada”, señaló indignado el vecino.

El hecho está caratulado como “robo en finca bajo la modalidad entradera” y es investigado por la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 1 de Lomas de Zamora.