Banfield: Usuarios y vecinos protestaron contra la licitación de la 548

Autoconvocados frente a las oficinas de la empresa Larroque, usuarios y vecinos pidieron por la continuidad de ésta como controladora de la línea 548 de colectivos con una reducción de los carriles en la intersección de la avenida homónima con Tucumán, en Banfield Oeste. El lunes darían a conocer desde el municipio al ganador de la compulsa, que saldría de entre la actual propietaria, Yitos y Autobuses Santa Fe.

“Nos convocamos para que el municipio sepa que la misma es muy querida por todo Banfield teniendo un excelente servicio y unidades impecables”, explicó a este portal una vecina en el lugar, quien agregó que la 548 “más que una línea de colectivos es una gran familia”.

Durante la protesta, automovilistas y unidades de la empresa se sumaron a los usuarios que realizaron breves interrupciones en el tránsito que circulaba por la arteria neurálgica del oeste banfileño.

Si bien el proceso inició el pasado 22 de agosto se abrió la licitación y a esta se presentaron además de la vigente propietaria las empresas Yitos (541, 543, 544, 561 y 562) y Autobuses (277, 540, 542, 550, 551, 552 y 553), la misma sufrió una extensión adicional de cinco días y aún no se definió al nuevo adjudicatario.

Asimismo, desde la firma que controla a la línea desde hace tres décadas informaron que el lunes el municipio debería anunciar al ganador de la compulsa. La misma fue analizada durante este jueves en reunión de comisión.

En esta se evalúa como factores determinantes la cantidad de unidades a disposición, la antigüedad de las mismas y del resto del parque automotor, la cantidad de unidades con acceso para discapacitados y los tiempos del servicio para responder a la demanda de los usuarios.

Asimismo, la dueña de la empresa Larroque que administra la línea 548 de colectivos, Sara Balza, días atrás denunció en diálogo con DiarioConurbano.com que en el proceso de licitación iniciado por el municipio para el control de la misma los oferentes Yitos y Autobuses “se presentaron con un montón de deudas en ARBA y por cargas sociales”.