Madres y padres de colegios de Lomas presentaron un petitorio para que reabran las escuelas

Un grupo de padres y madres de colegios de Lomas de Zamora le acercaron al Municipio un petitorio para que reabran las escuelas, sobre todo, para que los estudiantes del último año para que puedan recibir la medalla de haber finalizado el ciclo. Desde el Ejecutivo, se comprometieron en enviarle las notas a Provincia.

“Pedimos la reapertura de los colegios para la revinculación de los chicos, más que nada para los estudiantes del último año para que la entrega de medallas porque dicen las autoridades que va a ser mediante zoom y los chicos no quieren porque están pasando un momento muy difícil y no quieren saber nada de conectarse”, manifestó María Eva, madre de una alumna del Colegio Modelo de Lomas, en diálogo con DiarioConurbano.com. 

Este miércoles, se presentaron de forma presencial 11 cartas al Municipio para pedir la reaperturas de los colegios. Según indicó la mujer, en una reunión por zoom con funcionarios municipales “las escuelas están para reabrir la próxima semana” a principios de noviembre, pero es una decisión que debe tomar el Gobierno bonaerense.

“La mayoría de los padres estamos abocados al último nivel del secundario, pero también hay un subgrupo de padres de otros colegios que plantean la vuelta de los chicos de jardín, otro de los de la primeria”, detalló María Eva sobre cómo se organizan con los diferentes pedidos.

Asimismo, planteó: “Realmente nos preocupa que solo haya predisposición, pero no algo concreto. Nos dicen del Municipio que las escuelas están a disposición de abrir desde julio, ahora dicen que este mes van a abrir, pero después nos dice la escuela que no quieren abrir y que la entrega de medallas va a ser virtual”.

“Los 200 chicos que son de sexto año del colegio Modelo de Lomas no quieren una entrega virtual y no se van a conectar”, advirtió la mujer.

En ese sentido, relató que estos meses de pandemia y clases virtuales “la verdad que fueron caóticos” y sostuvo que “la mayoría de los chicos están desanimados, muy tristes, hay chicos medicados con ansiolíticos”. “Mi hija tiene el síndrome de la cabaña. Me puse al hombro esto porque ¿quién más va a luchar por mi hija?”, manifestó.

Insistió, además, en la importancia de que “haya un cierre de ciclo que no sea virtual, sino presencial” y sostuvo que en la última reunión con autoridades municipales “dijeron que para primeros días de noviembre seguro iban a abrir los colegios”.