Trabajadores de la cooperativa Gotan de Burzaco donan dispensers de alcohol en gel a hospitales

A un año de que los trabajadores de Gotan Trading se transformaron en cooperativa, la fábrica se reinventó en plena pandemia con la venta de productos sanitarios. En este contexto, decidieron donar varios dispenser de alcohol en gel a algunos hospitales de la zona para acompañar al personal de salud.

En diálogo con DiarioConurbano.com, Martín, uno de los trabajadores de Gotan Trading, aseguró: “Quisimos hacer la donación para dar un agradecimiento a los médicos que están en la primera línea de batalla y porque es un bien esencial en este momento”. 

Frente a las consecuencias económicas y las necesidades sanitarias que enfrenta el país, la cooperativa, ubicada en Burzaco, decidió apostar por la producción de dispenser a pedal de alcohol en gel, las bandejas sanitarias para el calzado y arcos sanitizantes con sensores de movimiento. 

“Cuando se decretó el aislamiento estuvimos parados por 40 días y entonces pensamos en lo que podíamos fabricar que se comercialice y también que sea un bien para la sociedad en este momento”, contó Martin sobre la nueva producción.

En septiembre de 2019 la fábrica presentó la quiebra y los trabajadores decidieron organizarse como cooperativa. Luego de comenzar a tramitar la matrícula, la cual fue otorgada hace 20 días, empezaron a realizar trabajos de herrería y todo tipo de cartelería. 

Sin embargo, con el comienzo de la pandemia se vieron obligados a innovar en su producción y vieron una oportunidad, como muchos otros rubros, para salir adelante en los productos sanitarios, que tienen tanta demanda. 

En este sentido, Martin contó que “fue duro transformarse en cooperativa” y fue aún más duro el comienzo de la pandemia. “Es una tarea bastante difícil pero se nos ocurrió porque sabemos que se está necesitando, lo podemos comercializar y el Estado podría precisar de los productos”, argumentó Martin. 

Hace un tiempo que comercializan los nuevos productos sanitarios y al ver el sacrificio del personal médico, los trabajadores donaron los dispensers al Hospital Gandulfo, al Lucio Melendez y al Oñativia.

“Ahora empezamos otra vez a donar en la zona. Así damos nuestra cuota de solidaridad. Todos están siempre agradecidos y nos desean éxito”, describió. 

La cooperativa también cuenta con la posibilidad de fabricar mobiliario hospitalario, como camas, carros para el sector quirúrgico, entre otros elementos.