Leandro Pimentel, el artista detrás del mural en el tanque de agua de Monte Grande 

En el histórico tanque de agua de la Plaza Santamarina en Monte Grande, el muralista Leandro Pimentel se encuentra realizando una desafiante intervención a la estructura que reflejará los cuatro elementos de la Argentina y se espera que la obra esté terminada para fines de noviembre. 

En 2014, el Municipio de Esteban Echeverría en convenio con AySA y abrió una convocatoria a artistas locales, de ese concurso salió ganador Pimentel con su obra y tras cinco años, la subsecretaría de Cultura puso en marcha la producción de la obra. 

En diálogo con DiarioConurbano, el artista contó cómo está llevando adelante la obra y recordó que “la iniciativa surgió a partir de un concurso en 2014, con lo cual, el proyecto tiene sus años” y relató: “Me presenté en ese momento y salí ganador pero nunca se había terminado de concretar hasta que la subsecretaria de Cultura, Adriana Wechsler, decidió reflotar el proyecto e hizo la gestión que era necesaria para que se realice”.

Indicó, asimismo, que “la idea es terminarlo para fin de noviembre, si el tiempo acompaña” y detalló la difícil tarea a la que se enfrenta por la forma geométrica que tiene el famoso tanque de agua: “Fue complejo el trabajo, más allá de que estaban los bocetos, la forma en la que se planeó es como un cono, algo extraño y se tuvieron que hacer algunos ajustes y cambios que uno se da cuenta cuando está en el lugar trabajado”. 

El trabajo en el mural hasta noviembre está dividido en cinco días a las semanas, 7 horas. “La idea es trabajar de martes a sábado, siempre y cuando el clima lo permita. De 10 de la mañana a 5 de la tarde. Es un trabajo muy físico y que cuesta un poco por el uso de arneses que son bastante pesados, es costoso el trabajo más allá de la pintura en sí”, puntualizó el artista y sostuvo que “hay un montón de parámetros que hay que tener en cuenta y afecta en la hora de trabajo”.

Hasta el momento, Leandro trabajo con un ayudante ya que “es difícil tener más gente por un tema de que se parte de franjas verticales, entonces, es como medio difícil trabajar de mucha gente en el mismo lugar” pero confió en que cuando se vaya avanzando se va sumar alguien más”. 

“El proyecto va avanzando de apoco ya que el trabajo es es ir subiendo por la estructura, subir y bajar, es como que no cualquiera lo puede hacer ese trabajo si no está preparado”, aclaró. 

Para Pimentel, la obra es un desafío en su carrera, ya que, nunca había trabajado en una estructura como la que presenta el tanque de agua de la Plaza Santamarina: “Había trabajado cosas grandes pero nunca algo tan grande como este. Son 1000 metros cuadrados, la forma es muy particular y un poco extraña. Jamás había pintado algo así”.

La obra que se espera que se pueda visualizar completa a fines de noviembre, representa los diferentes climas y elementos de la Argentina. Al respecto, Pimentel graficó que “son cuatro titanes, uno de cada elemento correspondiente a la geografía del país y sosteniendo una rosa de los vientos, con los cuatro puntos cardinales. El oeste es el fuego, en donde están las cordilleras y volcanes, el norte es la tierra, el este es el agua y el viento hacia el sur”. 

Para los que quieran seguir el avance de la obra, lo pueden hacer en las redes sociales de Leanadro Pimentel en Instagram y Facebook.