La Justicia intimó a la UTPBA a depurar su padrón de afiliados

La Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo confirmó el fallo de primera instancia que había exigido la revisión del padrón electoral como condición para realizar las elecciones gremiales de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires. “Era el secreto mejor guardado de la UTPBA”, consideró el apoderado de la opositora lista multicolor, Mariano Suárez.

La medida determinó la ilegalidad de la actual conducción del gremio, que concluyó su mandato en septiembre del año pasado y que es discutida desde hace largo tiempo.

“Es el quinto fallo consecutivo que cuestiona la falta de transparencia y democracia interna de la UTPBA”, apuntó el también periodista de la agencia Telam, que es candidato a secretario gremial.

Y agregó: “La exhibición de los padrones fue una larga lucha de los trabajadores de prensa. Por primera vez el año pasado logramos, a través de un amparo judicial, que se mostraran. Era el secreto mejor guardado de la UTPBA. Se le pidió al sindicato que muestre los registros sobre donde trabaja cada afiliado y sólo probó 111 casos sobre 2525 impugnados”.

El fallo, además, revierte la posición del Ministerio de Trabajo, que había declarado no tener las facultades para intervenir en la composición de afiliados de un sindicato.

“El Ministerio de Trabajo se tiene que encargar de depurar el padrón de afiliados, así lo marca la Justicia. No hay otro organismo que tenga las herramientas. Es complejo porque ellos ya han dicho que no es una de sus funciones. Esperamos que en los próximos días el Ministerio se disponga a establecer un método para realizar el trabajo. No queremos que sea un procedimiento apresurado en el cual haya algún trabajador que quede afuera del padrón”, concluyó.