En Lomas hay más de un centenar de evacuados y el agua sube por la sudestada

Más un centenar de personas fueron evacuadas este fin de semana en el barrio Nueva Esperanza, en Lomas Oeste. En la noche de este domingo, la situación comenzó a complicarse con la sudestada y la incesante lluvia por lo que no se descarta que en las próximas horas la cantidad de afectados aumente.

“El problema central es la sudestada que no permite que el nivel de los arroyos en Lomas baje. Todo lo contrario, han comenzado a crecer y hay sectores del arroyo del Rey que están muy cerca de desbordar”, dijo el director de Defensa Civil del Municipio de Lomas, Christian Green, en diálogo con DiarioConurbano.com.

El funcionario explicó que el Municipio de Lomas instaló un centro de evacuados en el edificio donde funciona el Programa Envión, en el barrio Nueva Esperanza.

“En un principio, trasladamos a los chicos porque muchos adultos se quedaron en sus casas por miedo a robos pero después se sumó gente más grande”, detalló Green. Y agregó que “las previsiones son que la situación no cambie por los menos hasta la mañana del lunes”.

El personal municipal – encabezado por la delegada municipal Fabiana Alfraya y el secretario de Cultura, Comunicación y Relaciones Institucionales, Federico Otermín –  tuvo que llegar en bote para trabajar en el lugar lo que marca el alto nivel del agua.

Mayra, una de las encargadas del Centro Cultural y Deportivo “Los Niños de Esperanza”, ubicado en ese barrio,  calificó de “grave” la situación en la zona ya que a la lluvia y el viento se sumó la falta de luz.

“Está todo oscuro por la falta de luz. Nosotros tenemos 5 familias con unos 6 integrantes cada una evacuadas en nuestro centro”, detalló, en contacto telefónico con este portal.

También atribuyó la problemática a la sudestada y a que la zona está rodeada por dos arroyos y el Riachuelo. “La gente no quiere dejar las casas por miedo a que les roben por eso preparamos comida y los hombres la vienen a buscar”, contó Mayra, quien destacó el trabajo de Defensa Civil del Municipio de Lomas en el lugar.  

Este domingo por la noche la situación era también preocupante en Villa Lamadrid, en Ingeniero Budge. “En muchas casas ya medio metro de agua adentro y el agua sigue subiendo”, explicó esta noche Isabel Vázquez, referente de Madres contra el Paco y vecina de Villa Lamadrid.

Finalmente, señaló que “uno de los aliviadores del arroyo Del Rey  ya desbordó un poco así que la situación es preocupante”.