Lomas: Denuncian que incendios en una cooperativa “fueron intencionales”

Incendio Cooperativa

Tras los dos incendios que perjudicaron severamente a la cooperativa recicladora Jóvenes en Progreso, los trabajadores advirtieron sobre la intencionalidad que hay detrás de los siniestros debido a que hace cinco años que trabajaban en el predio que está en Fiorito y nunca tuvieron problemas. Además, advirtieron sobre los reclamos que llevan adelante para que el Municipio refuerce su política ambiental y exigieron que el Ejecutivo local responda por las pérdidas que han sufrido.

 

“Hace cinco años que trabajamos en el mismo lugar y nunca antes tuvimos problemas pero ahora sí. Antes nos arreglábamos solos, no pedíamos nada, no molestábamos pero ahora empezamos a gestionar con Acumar, el Municipio tiene que presentar papeles para implementar un plan GIRSU, tienen que llevar adelante obras de medio ambiente, de salubridad e higiene y se ve que estamos molestando”, denunció la representante de la cooperativa, Paola Godoy, en diálogo con DiarioConurbano.com.

Reafirmó: “Es intencional los incendios, nos quieren sacar. Después de un mes nos ayudaron pero nos endeudamos y pedimos prestado para pagarle a los trabajadores”.

Detalló, asimismo, que “en el primer incendio se perdió todo y se arruinó toda la infraestructura más el material acopiado y ahora en el segundo se incendió el cartón recolectado que había entre 6 y 8 bateas”.

El último siniestro tuvo lugar el sábado pasado al mediodía. En ese momento “el sereno caminaba hasta el fondo y le avisan del otro terreno que son municipales que se estaba prendiendo fuego todo”. Las causas del incendio, según le dijeron a Godoy, “fue una colilla de cigarrillo” pero a los trabajadores no les convence que eso haya sido la causa.

El lugar donde se encuentra la cooperativa está al lado de un terreno municipal donde ingresan camiones constantemente, por lo cual, podría suceder que los conductores arrojen las colillas de cigarrillo en donde está el cartón acopiado y se haya prendido fuego. No obstante, desde la Cooperativa insistieron en que “hace cinco años que trabajamos ahí y nunca tuvimos ni un principio de incendio”.

La Cooperativa nuclea alrededor de 140 trabajadores que se separan en tres turnos para realizar el trabajo de recolección y separación por origen del cartón acopiado. Ahora, además de enfrentar las pérdidas por el último incendio, Jóvenes en Progreso exige que vuelvan a ser incorporados en el Programa de Trabajo Autogestionado debido a que el Ministerio de Trabajo decidió darlos de bajo junto a otras cooperativas.