Corte de avenidas y bronca de vecinos de Temperley por falta de luz

Corte Temperley LuzMedio millar de vecinos cortaron este miércoles dos avenidas del centro de Temperley por falta de luz. La protesta se extendió a otras calles de la misma localidad donde los vecinos no tienen energía eléctrica desde hace más de 48 horas y no reciben respuestas de la empresa Edesur.

Según la información del Ente Nacional de Regulación de la Energía (ENRE), la cantidad de vecinos sin luz de Temperley llegó la noche de este miércoles a 50 mil, y el servicio recién estaría restablecido este jueves por la tarde.

La convocatoria se realizó a través de redes sociales y el punto de encuentro fue la transitada esquina de las avenidas Eva Perón (ex Pasco) y Almirante Brown, en el centro de Temperley. En esa zona no hay luz ni semáforos desde hace más de 48 horas.

Pasadas las 19, los vecinos comenzaron a reunirse y cuando cortaron las avenidas Pasco y Brown recibieron el apoyo de la mayoría de los automovilistas que pasaban por el lugar. A los pocos minutos se sumaron más personas con carteles. Todos, unidos en el reclamo contra los cortes de luz y la falta de respuesta de Edesur.

Mariano Mazariegos, uno de los vecinos que participaba del reclamo, aseveró que “los vecinos estamos cansados de que Edesur no nos dé una respuesta cuando hace más de dos días que en la mayoría de las casas de Temperley no hay luz. Y encima todo esto ocurre en medio del aumento de las tarifas”.

Con el correr de los minutos fueron sumándose más vecinos, se quemaron gomas y se cortaron otras esquinas cercanas. La manifestación crecía, al igual que la bronca, en medio de la oscuridad que cubría las avenidas Eva Perón y Almirante Brown.

Osvaldo Bassano,  titular de ADDUC (Asociación de Defensa de Derechos de Usuarios y Consumidores), estuvo presente en el reclamo de los vecinos de Temperley. “Edesur echó mucha gente y no tiene cuadrillas para hacer arreglos. No invirtieron un peso. El problema no es la generación o el transporte de energía. Es la distribución que está a cargo de Edesur”.

Entrada la noche, la Policía que cortaba las calles se retiró del lugar y se acercó un camión de Prefectura que fue abucheado por los vecinos y debió retirarse.

La magnitud y duración del corte de calles marcó la creciente indignación de los vecinos ante la falta de energía eléctrica que se extendió en menor medida a otras localidades del sur del Conurbano.