Afirman que la Ley Brisa “será una gran ayuda” para los hijas de víctimas de femicidio

A partir de la reglamentación de la ley Brisa en el Boletín Oficial, que otorga una reparación económica para hijas e hijos víctimas de femicidios, muchos menores de edad podrán acceder a un régimen de pago mensual. Se estima que entre el 2008 y el 2017 más de 3.300 niños y niñas perdieron a su madre por violencia machista.

Daniela, prima de Yésica Noguera, una joven encontrada en una heladera sobre la orilla del Arroyo del Rey, en Lomas de Zamora, opinó con respecto a la ley que “es una gran ayuda para las personas que están a cargo de los niños porque muchas veces no se tienen los recursos para mantener a una familia”. Yésica tenía una hija de cinco años y un hijo de dos pero fue asesinada por su pareja en noviembre de 2017.

La reparación será el equivalente a una jubilación mínima, es decir, cerca de los 8 mil pesos y es para personas menores de 21 años o con discapacidad.

La Asociación Civil La Casa del Encuentro fue la que impulsó este proyecto con el objetivo de que el Estado ampare social y económicamente a las víctimas colaterales del femicidio debido a que no pudo erradicar la violencia de género que causó el fallecimiento de una persona. Daniela indicó que “no es un cambio pero si un reparo” y espera que se amplíe la ley en un futuro.

Según los datos de la Casa del Encuentro, 2161 de los hijos que quedaron sin su madre por un femicidio son menores de edad, eso representa más del 66% de los casos.

“Cuando el progenitor afín haya sido procesado o condenado como autor, coautor, instigador o cómplice del delito de femicidio de su madre”. Así lo establece la ley que tiene el nombre de una de las hijas de Daiana Barrionuevo, una mujer asesinada por su ex pareja, Iván Rodríguez, en 2014.

En este sentido, Daniela también advirtió que la ley “debería aplicarse para todos los casos de niños de víctimas por femicidio por mas que no sea el padre el asesino de su madre”. “Todos los chicos que se quedan sin mamá por un femicidio tienen que estar comprendidos en la ley para tener otras oportunidades y una vida con las necesidades básicas cubiertas”, manifestó.

Además de la remuneración económica, se brindará a los beneficiarios una cobertura integral de salud para cubrir las necesidades tanto de su salud física y como psíquica.

Daiana Barrionuevo y Brisa, su hija menor.