Trabajadores de Stockl marcharon en Adrogué y la Municipalidad les prometió apoyo

marcha stockl

Cerca de mil personas marcharon este lunes junto a los 130 trabajadores despedidos de la fábrica metalúrgica Stockl del Parque Industrial de Burzaco quienes fueron a reclamar apoyo a la Municipalidad de Almirante Brown ante la situación de cesantías, salarios adeudados y vaciamiento que viven desde noviembre pasado.

Según informaron desde la comuna, los secretarios Pablo Piccone y Javier Toloza, recibieron a la Comisión Interna de los empleados de la empresa y acordaron la conformación de una mesa de diálogo con las partes involucradas.

Estas partes serán: representantes del Ministerio de Producción bonaerense, de la cartera laboral provincial, la Secretaría de Producción municipal, la Unión Industrial de Alte. Brown, la Comisión Mixta del Parque Industrial, la CGT Regional y la UOM.

En tanto, se comprometieron a brindar ayuda alimentaria a los cesanteados que hace 3 meses que no perciben su salario. Por parte de los trabajadores, aseguraron desde su página de Facebook que “hay interés” del lado del Municipio en ayudar a los afectados por esta situación

El intendente Mariano Cascallares se mostró preocupado por los trabajadores “cuya situación se enmarca en el contexto social que estamos viviendo producto de las políticas económicas” y aseguró que “estamos trabajando junto al personal de Stockl acompañándolos y generando una mesa de diálogo” para que el conflicto se resuelva.

A su vez, los trabajadores de Stockl también se manifestaron frente a la casa del dueño de la metalúrgica como parte del reclamo. El 22 de diciembre último varios trabajadores de la metalúrgica se presentaron en su horario de ingreso a la fábrica pero la empresa les impidió su entrada. Desde entonces, realizan una permanencia en la puerta de Stockl para exigir la reincorporación de sus compañeros y el atraso de pago de dos meses de sueldo (además del Sueldo Anual Complementario).

A su vez, según aseguraron en declaraciones a los medios, la patronal tiene intenciones de vender las máquinas y pagarles a sus empleados el 50 por ciento de las indemnizaciones. En tanto, este sábado realizaron un festival de “Rock Obrero” en Burzaco para acompañar la lucha de los 160 trabajadores que se mantienen en medida de fuerza.