Referentes educativos debatieron sobre “Desafíos de la Educación Popular en Contexto de Aislamiento”

La agrupación de género Mujeres del Sur realizó este martes por la tarde su 13° encuentro virtual, en el que referentes educativos municipales y de la Provincia expusieron sobre “Desafíos de la Educación Popular en Contexto de Aislamiento Social”.

En la jornada disertaron Claudio Morell, subsecretario de Capacitación y Participación Popular del Municipio de Lomas de Zamora y director del Centro de Formación Profesional (CFP) 406 “Néstor Kirchner”; Eleonora Vázquez, secretaria de Educación del Municipio de San Vicente; Martín Rodríguez, director de Educación de Adultos del Municipio de Lomas de Zamora; y Darío Spampinato, director de Gestión del Instituto Provincial de Formación Laboral (IPFL). En tanto, la secretaria del CFP 406, Claudia González, ofició de moderadora.

 

El evento fue transmitido también vía Facebook Live: https://www.facebook.com/MujeresdelSur/videos/667835547172825/

 

Quien intervino primero fue Claudio Morell, al recordar que antes de la pandemia, en el CFP de Ingeniero Budge había 350 inscriptos a las capacitaciones, pero a partir del decreto de la cuarentena, hubo que hacerlo de forma virtual y sólo 180 terminaron el ciclo. En ese sentido, consideró que espacios de encuentro educativos como los que se realizan por Zoom “son la oportunidad de repensarnos como profesionales, docentes, instituciones, ciudadanos”.

 

Es que, señaló, “hoy es difícil que nos pensemos con los chicos dentro de las aulas”, motivo por el cual planteó cuatro desafíos de cara al 2021: la conectividad como derecho humano, el acceso a las tecnologías, la alfabetización digital y la planificación de la currícula, tanto desde distintos espacios educativos como desde la función pública.

Por su parte, Eleonora Vázquez enumeró distintas políticas y programas que lleva adelante el Municipio de San Vicente en este contexto de pandemia para darle continuidad a la educación en el distrito. Según contó, en la pre-pandemia, cuando asumió la Intendencia Nicolás Mantegazza, “ya había niños vulnerados en su derecho a la educación y a acceder a las vacantes” en las escuelas, a sabiendas de los cuatro años de gobierno macrista, incluso a nivel local.

 

Destacó al respecto el programa de alfabetización para adultos y jóvenes, lo cual se complicó a causa del aislamiento obligatorio, pese a que se intenta seguir desde la virtualidad. También, comentó que la Comuna desarrolla un programa de alfabetización digital.

 

Por ello, ponderó los Encuentros Pedagógicos del Sur, que comenzaron el sábado pasado, ya que consideró fundamental el “trabajo coordinado y en conjunto, entre el Estado, el Municipio, las organizaciones sociales, los partidos políticos, las ONG”, estableciendo así “mesas de discusión”.

 

A su turno, Martín Rodríguez apostó a “encontrar métodos, formas” desde el ámbito digital para “hilvanar encuentros, soluciones, aportes”, que permitan proyectar a futuro la “educación en ausencia del otro, qué enseñamos, para qué enseñamos, a quién educamos”, en el marco de la “nueva normalidad”.

 

En esa línea, propuso como desafío “que este período inédito haya dejado algo como sociedad y como Estado”, aprovechar que “hoy tenemos un Estado nacional, provincial y local presentes, en sintonía, que nos da la posibilidad de seguir encontrándonos con compañeros y compañeras en este proceso”.

 

Por último, Darío Spampinato puntualizó en la necesidad de abordar concretamente desde el Estado el derecho a la conectividad, la infraestructura digital, la cual consideró “deficiente”, en especial por la “interrupción de programas” afines durante el gobierno de Cambiemos. “Es difícil que se pueda estudiar desde el celular, es una herramienta poco apropiada”, sostuvo, y abogó por la puesta en marcha de programas de entrega de notebooks y netbooks.

 

Asimismo, opinó que “hoy la conversación predominante tiene que ver con las políticas de salud y de un contexto económico crítico”, mientras que “hay poco de educativo en el debate”. Advirtió que eso es “algo que aprovecha la oposición para traer un planteo poco racional, como relajar esta cuestión”, en el sentido de la vuelta a clases.

 

De todos modos, valoró que desde espacios como el CFP 406 se pueda “enseñar y aprender oficios a distancia, es una cosa dificilísima”. Por eso, consideró que “ahí también encontramos un buen desafío” y generación de “oportunidades”.