“Parecería que quieren que los funcionarios no tengan complicaciones judiciales cuando dejen el poder”

Lo afirmó el rector de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora y referente del massismo en el distrito, Diego Molea, en referencia al “tratamiento exprés” de la reforma del Código Civil. Además, se mostró a favor de la autarquía financiera del Poder Judicial bonaerense para terminar con las presiones y la política del látigo y la billetera”. Encabezó una conferencia junto al secretario general de la Unión de Empleados Judiciales de la Nación, Julio Piumato.

“Con el tratamiento exprés del Código Civil y los anuncios grandilocuentes de proyectos sin debate previo, con los que se pretende modificar el sistema jurídico argentino, parecería que lo que quieren en el fondo es que los funcionarios públicos no tengan complicaciones judiciales cuando dejen el poder”, advirtió el rector de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora, Diego Molea, en el marco de la conferencia “Situación actual y perspectivas de la Justicia argentina” que compartió con el secretario general de la Unión de Empleados Judiciales de la Nación, Julio Piumato, en la Facultad de Derecho de esa institución académica.
Durante su discurso, Molea repasó los cambios al Código Penal y al Código de Procedimiento que se impulsan desde el Ejecutivo Nacional. “Cuando, por ejemplo, redactaron la Reforma del Código Penal no tuvieron en cuenta la realidad social del país. A veces los académicos se encierran y pierden contacto con la sociedad y no comprenden las necesidades de la gente”, explicó el rector.
 Por otro lado, reclamó la necesidad de consolidar un Poder Judicial independiente y evitar la intromisión de los demás poderes. “Para ello es fundamental, como sucede en la Nación, que el Poder Judicial de la Provincia tenga autarquía financiera, para terminar con las presiones y la política del látigo y la billetera”, sostuvo.
Además, Molea afirmó: “Necesitamos exigir a los jueces que nos ayuden con su conducta y sus sentencias a construir una Justicia independiente”, y añadió: “Tenemos que trabajar en la formación de los magistrados, necesitamos que se comprometan más”.
Por su parte, Piumato recordó que “cada vez que hay cambios de gobierno se plantean reformas al sistema judicial”.
“El presente de la Justicia es preocupante por la improvisación, porque se mueve por las necesidades del poder”, afirmó, y agregó que “en estos ocho años no se presentó ningún proyecto para mejorar el sistema judicial en beneficio de los derechos de los argentinos, y cuando los plantearon lo hicieron para intentar garantizarse la impunidad”.
 “Cuando pensamos en la Justicia que queremos tenemos que discutir si queremos salvaguardar los derechos de todos los ciudadanos o si pretendemos una justicia para los poderosos y los oportunistas”, concluyó.
Por último, coincidió con Molea al señalar que se la Justicia necesita de la autarquía financiera para funcionar con independencia del poder político de turno. “Para garantizar el rol que tiene la justicia en la constitución nacional es fundamental garantizar la independencia económica”.
Antes de  realizar la conferencia, Molea y Piumato firmaron un convenio marco como representantes de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora y la Unión de Empleados Judiciales de la Nación.