La CGT Lomas “Carlos Costello” ratificó su respaldo al Gobierno nacional y provincial

El delegado de SADOP Lomas de Zamora y secretario adjunto de la CGT regional Lomas de Zamora “Carlos Costello”, Claudio Olivera, analizó la aprobación de la ley de Aporte Solidario, la situación sindical en el contexto de pandemia y la relación con el Gobierno nacional.

En diálogo con DiarioConurbano.com, Olivera manifestó que desde la CGT “Carlos Costello” ven de forma positiva el proyecto de ley de Aporte Solidario y Extraordinario que obtuvo dictamen en la Comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado y que será analizado en Diputados. En este marco, el dirigente confió en que la ley será aprobada.

A través de esta medida, alrededor de 9.000 personas con un patrimonio superior a los 200 millones de pesos abonarán por única vez un impuesto “solidario” que no superará al 3,5 por ciento de sus fondos. El Estado recaudaría algo más de 300 mil millones de pesos que serían destinados para reactivar la economía.

“Es momento, hace mucho tiempo ya debería haber sido, donde los que más tienen hagan un aporte. Aquellos que más rédito sacaron durante estos cuatro años de especulación, que fue la gestión de macrismo, devuelvan a la gente que tiene necesidad”, apuntó el delegado gremial.

Olivera, además, destacó la labor de los sindicatos y del movimiento obrero y resaltó que “siempre se ha demostrado ser responsables ante la situación coyuntural del país” y que el contexto vivido en durante los últimos meses “no fue la excepción”, aunque aclaró que el acompañamiento desde los gremios depende en gran medida de “la política en beneficio de los trabajadores”.

En este sentido, el secretario adjunto “Carlos Costello” sostuvo que la tirante relación que hay entre la CGT Nacional y el Gobierno, producto de la reducción de algunas medidas de asistencia y la modificación de la movilidad jubilatoria, “tiene que ver con una construcción de la central general de la CGT”, y aseguró que desde el espacio al que pertenece continúan “apoyando y aportando” al gobierno de Alberto Fernández en Nación y de Áxel Kicillof en Provincia.

El sindicalista, en tanto, estudió la situación de los gremios durante los últimos meses de pandemia y advirtió que desde la CGT regional lomense no es posible hacer un balance, ya que se trató de un año y un contexto totalmente “atípico”.

“Hay que seguir insistiendo para poder seguir charlando y negociando con los empleadores, siempre se puede estar mejor y se debe estar mejor. Pero este fue un año realmente atípico y si bien las paritarias se dieron, hay que seguir negociando. Hay sectores que han sido muy golpeados, como otros que no y que tienen que aportar más”, amplió.

En cuanto al próximo año, donde se espera que el país cuente con una vacuna contra el coronavirus que frene una segunda ola de contagios, Olivera opinó que “falta mucho” como para proyectar desde el sindicalismo, sin embargo, expresó que “hay que hacer un seguimiento muy de cerca y estar atentos a poder ir sorteando los ecos que pueda generar esta pandemia”.

Romina González Álvarez