Interna en el peronismo de Lanús: “Hoy el PJ es una cascara vacía, una comisión de homenajes”

La interna dentro del Partido Justicialista sigue dando tela para cortar, ahora el concejal del Frente de Todos y del bloque Concertación Peronista, Héctor Montero, salió al cruce de las críticas que realizó el presidente del Partido, Darío Díaz Pérez, y dirigentes del peronismo local; y reafirmó: “Tengo la voluntad de acompañar un proceso para que realmente el PJ de Lanús vuelva al brillo que tenía toda la vida”.

Su decisión de no votar la rendición de cuentas, provocó el enojo de su ex conducción, el ex intendente Díaz Pérez; que desde hace meses se encuentra desaparecido de la vida política de Lanús. Montero decidió abandonar el bloque del PJ dentro del Concejo y disparó contra los referentes del “kirchnerismo duro”, los ex candidatos a intendentes Edgardo Depetri y Julián Álvarez. La última derrota en octubre del 2019 dejó heridas que no cierran.

“Yo solicité la reunión virtual con el Consejo del Partido, había que tomar posición y hacer una comunicación con los afiliados. Sólo pedí que expresen mi posición y la verdad del tema y el comunicado tiene errores desde el punto de vista concejal, político y de redacción”, disparó el concejal peronista en una entrevista con DiarioConurbano.com sobre el comunicado que hizo circular el PJ lanusense.

Además, subrayó “hay una confusión entre un militante que por supuesto es pasional y le falta información y otra es la de un dirigente que debe ser y tener la obligación de ser más pensante y de opinar para el esclarecimiento de los temas” y aseguró que “hoy eso no lo tiene los dirigentes que conducen el Partido”.

“Hoy el PJ es una cascara vacía, una comisión de homenaje. No hay ninguna actividad y fundamentalmente no hay un posicionamiento o razonamiento sobre la realidad sobre el nuevo mensaje que tiene el presidente Alberto”, arremetió.

En ese sentido, cuestionó que la conducción del Justicialismo “en vez de bajar un mensaje claro hacia los afiliados, simplemente terminan haciendo comunicados e intentando hacer un slogan marcado en la grieta” y advirtió que así “no es posible avanzar en una construcción política”.

“En definitiva la oposición que se hace dentro del Concejo y que intenta hacer el PJ no tiene resultado porque los vecinos siguen acompañando la gestión de Grindetti”

Además, recordó que “en las últimas elecciones se tenían las mejores cartas, a Alberto, a Cristina y a Kicillof. Se ganó en Nación y en Provincia y en casi todos los municipios, acá en Lanús se perdió” y replicó que “nadie quiere analizar eso porque le da un poco de vergüenza lo que pasó”.

No obstante, Montero reafirmó su pertenencia al Frente de Todos, espacio por el cual fue elegido para ocupar una banca, y adelantó que pidió una reunión con los bloques de la oposición. “Nos debemos de cara a los vecinos que nos votaron tener una discusión seria, responsable sobre la actitud que vamos a tener de acá para adelante”, planteó.

“Quiero avanzar dentro del Concejo Deliberante, para mejorar la actividad de la oposición y tengo la voluntad de acompañar un proceso para que realmente el PJ de Lanús vuelva al brillo que tuvo toda la vida”, aseguró.

Asimismo, el edil remarcó que su intención es “construir bajo lo que plantea Alberto, buscar consensos, cerrar la grieta y trabajar para buscar una salida a los argentinos y la reconstrucción económica”.

Por otra parte, el concejal explicó su decidió de ausentarse de la votación de la rendición de cuentas, a lo cual, indicó que “no se pudo ver la documentación respaldatoria, solo se tuvo acceso al expediente, no había anomalías ni irregularidades desde el punto de vista técnico, el Tribunal de Cuentas es el que va a decidir la aprobación o no y la rendición de cuenta no es nada más que un balance técnico”.

“En base a eso, no la podía aprobar, pero tampoco rechazarla, porque no tuve acceso a toda la documentación. Consideré que lo más razonable era abstenerme, ante esa imposibilidad de la abstención, porque no está en el reglamento interno, solicité el retiro de la sesión en el momento de la votación”, se explayó.

No obstante, Montero aclaró que “en la sesión virtual quedaban 11 concejales del FdT” y planteó: “Si hubiesen hecho lo que yo hice, la rendición no se aprobaba. Se los dije, se los advertí, no quisieron hacerlo”.