Gianturco, el hombre clave de Molea en Temperley

Es el vicepresidente segundo de la institución Celeste y confía en que la posible llegada del rector de la UNLZ a la intendencia de Lomas de Zamora “sería de gran contención para el club”. Gianturco destacó el crecimiento de la vida social en Temperley y la participación de los socios. “Tenemos la premisa de dejar un club ordenado y en las máximas competencias”, sostuvo, en relación a los objetivos de la gestión que comparte con el presidente Hernán Lewin y el vicepresidente primero, Alberto Lecchi.

El Vicepresidente segundo de Temperley repasó los primeros dos años de la gestión de la que forma parte y consideró que el “fruto” de lo realizado es que el Gasolero “tiene una vida social activa”. Además se refirió a su vínculo con el principal referente massista en Lomas de Zamora, Diego Molea, y señaló que, si el rector de la  UNLZ llega a convertirse en el  próximo intendente lomense, “será de gran contención para el club”.

El vicepresidente 2° de Temperley, Sergio Gianturco, evaluó el trabajo del gobierno de unidad que comanda los destinos del Celeste hace dos años y destacó que, en este período, la comisión directiva “le dio una impronta de participación al socio que no tenía” y aseguró que no tiene “dudas” de que ese es “el camino orrecto”.

“Al club en estos dos años le dimos una impronta de participación al socio, quera algo que no tenía. Por eso que hoy nos acompañe la gestión muestra su conformismo con lo realizado. Eso es lo que verdaderamente importa”, apuntó en diálogo con Diarioconurbano.com.

Y, en ese sentido, agregó: “Destacamos el compromiso y el esfuerzo que cada uno puso en el día a día de la gestión. Independientemente del momento futbolístico, Temperley tiene hoy una vida socia activa. Eso es el fruto de dos años de trabajo constante, siempre pensando en que el Club está por encima de todo”

Sin embargo, Gianturco, que además es el secretario de la mesa directiva de la Primera B Metropolitana en la Asociación del Fútbol Argentino, entiende que todavía restan otros dos años para completar su mandato y “todavía falta mucho por hacer”.

Si bien hizo hincapié en que el c lub “ya no tiene un espacio descuidado y todas las actividades poseen su lugar”, el asociado “demanda mejorar el estadio y quizás haya que trabajar en eso”.

El vicepresidente Celeste mantiene una estrecha relación con Diego Molea, rector de la Universidad Nacional de Lomas de Zamora y presidente del Colegio de Abogados del distrito, quien es uno de los candidatos a competir por el gobierno municipal dentro del Frente Renovador.

 Gianturco, abogado de profesión, participa activamente dentro de los ámbitos que encabeza el también miembro del Consejo de la Magistratura de la Provincia de Buenos Aires, y es uno de los más fervientes promotores de su posible candidatura a intendente de Lomas.

“Diego es mi amigo y conductor político. El apoyo que él le da al club es muy importante. Conozco su forma de gestionar y es lo que Lomas necesita para crecer”, manifestó.

En tanto que aseveró: “Su futuro como intendente de Lomas de Zamora, sin dudas será de gran contención para nuestra Institución. Si bien, como él dice,  será el intendente del mas de un millón de habitantes, Temperley es su casa y celebro que lleve nuestra bandera”.

 Más allá del plano institucional, el Cele vive un momento deportivo alentador, ya que el equipo profesional de fútbol está disputando el Reducido por el segundo ascenso a la Primera B Nacional.

“El fútbol es una pata muy importante en la vida social del club. Mueve a la masa  y determina el estado de ánimo de la gente. Los resultados no son casualidad. El orden, el compromiso y la transparencia tienen sus frutos. Cuando uno hace las cosas bien, siempre terminan bien”,  comentó.

En cuanto al futuro de la Institución, el vicepresidente afirmó: “No tenemos dudas que este es el camino. Trabajamos para que Temperley esté en lo más alto de cada disciplina. Con Hernán (Lewin, presidente) y Alberto (Lecchi, vice 1°) tenemos la premisa de dejar un club ordenado y en las máximas competencias. Ese será el momento del ciclo cumplido. Seguramente en algún momento nos tocara acompañar la gestión para dejar paso a los que vienen trabajando con nosotros día a día”.