El monzonismo del Conurbano pide “reglas claras” dentro de Juntos por el Cambio

El armado de Emilio Monzó, ex presidente de la Cámara de Diputados, va tomando forma en la Tercera Sección donde ha concentrado a ex dirigentes y concejales de Cambiemos que tomaron distancia del espacio por las decisiones políticas – electorales que tomó la coalición en 2019 y que dejó por fuera a referentes territoriales. Ahora, el monzonismo desembarcó en la Tercera y busca consolidarse de cara al 2021.

En diálogo con DiarioConurbano.com, el referente lomense del espacio de Monzó, Sebastián Pareja, indicó que en la Tercera “hay un trabajo que se viene realizando desde hace cuatro años, un trabajo que estuvo siempre a disposición de Juntos por el Cambio, pero que algunas definiciones que tomaron en el proceso del año pasado, decisiones que se cuestionaron y la falta de estrategia, hizo que todo el esquema que estaba consolidado, haya sido dejado de lado”.

Aseguró que “hay un trabajo muy consolidado en los 19 distrito” de la sección y explicó que “la estrategia es volver a los inicios que siempre tuvo que ser la política territorial, darle al territorio y a los dirigentes territoriales el poder de definición y decisión sobre qué hacer en lo local, qué construir y qué estrategias llevar”. En esa línea, Pareja apuntó que se están juntando “con los personajes más interesantes que tienen una línea de pensamiento similar”

“Estamos en la Tercera Sección en una etapa avanzada y buscamos generar alianzas locales con distintas fuerzas políticas y sociales para llegar al año que viene con una posibilidad cierta de competir a gran escala con un cambio de paradigma, que es lo que creemos que va a tener el proceso electoral y un sinceramiento de la clase política”, aseveró el dirigente lomense y advirtió que “no hay margen para el relato, ni para discursos sin contenido y para promesas que no se cumplen”.

Dentro de la estrategia que se encuentra forjando el monzonismo, una de las premisas es “tener un discurso sincero y coherente” y replicó: “No se va a poder transitar un proceso electoral que se le prometa al vecino el asfalto que nunca llegó o la cloaca que no está. El que lo haga va a estar equivocado porque no va a haber recursos para hacer eso, sino que hay que reconstruir el tejido social y económico”.

En ese sentido, el referente monzonista aclaró: “Estamos dentro de Juntos por el Cambio, estamos dentro del gran paragua opositor al gobierno provincial y nacional”. En tanto, aseveró que debe haber “muchas discusiones internas, planteos distintos de cómo llevar adelante la política” y reclamó: “Hoy apuntamos a que haya reglas de juego claras y que el proceso que se venga tenga reglas de juego claras y que van a ser el resultado de miles de reuniones entre los mayores dirigentes de la oposición”.

“Cuando estén las reglas claras, compartiremos y discutiremos dentro de Juntos por el Cambio. Si este espacio decidiese no tener reglas claras y continuar con las incongruencias, no vamos a ser partícipes de incrementar o acrecentar una fogata que no va llevar a nada”, disparó.

Para el espacio que lidera Monzó una de las reglas claras apunta al rol de los dirigentes territoriales de JxC en el armado en los municipios. “¿El territorio va a tener la capacidad de definir sus cansidado? Si es así, bienvenido sea, pero si los dirigentes nacionales son los que van a definir, nov a ser bienvenido”, sentenció.

Además, para el espacio hace falta una “profundidad” de la autocrítica para dentro e Juntos por el Cambio. “No somos nosotros los que se arrogan la verdad absoluta. Hay autocrítica, pero la crítica que hacemos a esa autocrítica es que no es pública, se hace puertas adentro”, consideró Pareja y apuntó que “hace falta que la gente y la ciudadanía conozca realmente lo que se dice”. También, cargó que “falta la autocrítica de los grandes líderes del espacio, falta escuchar a Macri hacer una autocrítica”.

Hasta el momento, el espacio no tiene nombre, pero sí debate interno, reuniones virtuales diarias y premisas claras de cómo construir una nueva impronta opositora para el 2021, en principio, y luego para el 2023 y con el slogan del diálogo como camino.