Avellaneda: JxC denunció “desprolijidades técnicas” en los proyectos tratados en sesión

El Concejo Deliberante de Avellaneda llevó a cabo una nueva sesión ordinaria y sin sobresaltos en el recinto. Entre los proyectos aprobados se encuentran un acuerdo con YPF por la manera en que se determinan las tasas de inspección que le cobra al Municipio, un convenio con la empresa Ferrosur Roca, y un acuerdo con la empresa energética Raízen por la entrega de dos tanques de agua para ser utilizados por Aysa. Todos ellos enviados desde el Ejecutivo municipal. 

Más allá del contenido de cada uno, el bloque de Juntos por el Cambio, compuesto por ocho concejales y concejalas, denunció desprolijidades en la dinámica de trabajo en el recinto y el armado de los proyectos y apuntó directo contra la intendencia.

En diálogo con DiarioConurbano.com, el concejal PRO Maximiliano Gallucci, explicó que los proyectos que se presentan en las últimas sesiones tienen “deficiencias técnicas legales” desde su redacción, motivo por el cual se votó la mayoría de ellos en contra, aunque como el oficialismo es mayoría, fueron aprobados. 

Según consideró Gallucci, los proyectos los “impone” el ejecutivo y de esa forma “termina perjudicando la labor del Concejo Deliberante”, ya que no queda margen de discusión por estar impulsados por el bloque del Frente de Todos que cuenta con 16 ediles. 

“En el recinto se mejoran los proyectos porque se enriquecen con el aporte de todos”, aseguró el concejal quien admitió que a pesar de que a veces algunos proyectos sean buenos, su bloque vota en contra porque el documento está “mal hecho”. En ese sentido, el concejal indicó que en el sector de JxC “el enojo es constante” porque sucede con frecuencia en las últimas sesiones. 

El edil del PRO señaló que el ejecutivo municipal tiene “desinterés” por lo que es el Concejo Deliberante y que lo toma como “un trámite más” para sancionar ordenanzas. 

Además de la redacción de los proyectos, Gallucci manifestó su enojo con los tiempos que maneja el oficialismo con los expedientes de las propuestas, que son presentados “una hora antes” de que el recinto sesione o a veces se facilitan “un día antes, pero eso tampoco sirve”.