A 43 años de la “Noche de los Lápices” homenajearon a los jóvenes detenidos desaparecidos en el Pozo de Banfield

En el marco de la conmemoración del 43° aniversario de la llamada “Noche de los Lápices”, la Mesa de Trabajo del Ex CCDT Y E Pozo de Banfield realizó en la puerta del Espacio para la Memoria ubicado en la intersección de Luis Siciliano y Vernet de Villa Centenario, Lomas de Zamora, la 10ma Jornada Educativa por la Memoria. Bajo el lema “A 43 años Los Lápices Siguen Sembrando Memoria”, una radio en vivo y shows artísticos reunieron a vecinos, organizaciones sociales, estudiantiles, sindicales y de Derechos Humanos.

La iniciativa, declarada de Interés Municipal por el Concejo Deliberante lomense en su última sesión, contó con la participación de integrantes de la agrupación HIJOS y de artistas locales con danzas, intervenciones artísticas y plásticas, y lectura de poesías, así como también la visita de un gran número de estudiantes de distintas escuelas para homenajear a los jóvenes detenidos en aquella noche.

En diálogo con DiarioConurbano.com Daniel Prassel, integrante de la Mesa de Trabajo, remarcó la importancia de la jornada, ya que “significa que el dolor se puede transformar en algo que no tenga nada que ver con eso y que sea lucha”, porque “luchar vale la pena cuando hay un intento de inmovilizar”.

“Cuando muchos decían que esto era un curro, esto demuestra que nada tienen que ver con eso sino con construcción colectiva cotidiana y con valores pensando en una comunidad justa, libre, soberana, solidaria e igualitaria como la soñaron esos compañeros a los que reivindicamos”, observó en tanto.

Durante el acto de cierre la candidata a concejal en Lomas de Zamora del FdT, Eva Limone, remarcó que “lo que pasó hace 43 años no fue casualidad o simplemente una lucha por el boleto estudiantil sino que fue la lucha por pensar distinto, cambiar la realidad del país”.

“Creyeron que nos los arrancaban de nuestra historia, pero lo único que hicieron fue sembrarlos en los corazones y en la militancia de cada uno de nosotros”, sostuvo sobre los jóvenes detenidos desaparecidos al tiempo que realizó un análisis sobre la actualidad.

“Hace tres años y medio que la estamos pasando mal, que nuestros pibes y pibas cuando vana a las escuelas no están en las condiciones que se merecen. Es hora de cambiar la realidad que venimos padeciendo, que los pibes y pibas encuentren en las escuelas sus derechos que nos arrebataron”, concluyó.

A su vez la candidata a diputada nacional por el Frente de Todos, Daniela Vilar, llamó a “dejarlo todo” porque “los compañeros dejaron acá adentro (por el Ex CCDT Y E) la vida por sus ideales y sus sueños, que eran colectivos porque la lucha siempre es colectiva” ya que “somos en tanto el otro y la otra”.

En tanto que la dirigente de SUTEBA Adriana Grandoli enfatizó que “a pesar de estos cuatro años gobernados por alguien que nos dio la espalda, estas puertas están abiertas por la pelea que se va dando en cada puesto y en cada lugar”.

Tras ellas, desde la Mesa de Trabajo leyeron un comunicado en el cual volvieron a exigir al Poder Judicial la reapertura de las causas por la Masacre de Paso y contra el excomisario Magallanes, e investigar y juzgar a los responsables de la desaparición del exintendente Pedro Turner ya que “es inaceptable que los responsables de cometer crímenes de Lesa Humanidad hoy continúen impones”, expresaron.

Durante la jornada también estuvo presente la concejal Laura Berardo, la candidata a concejal en Lomas de Zamora por el FdT Rocío Caballero, el aspirante a Consejero Escolar por esa fuerza Pedro Ponce,  el titular de SUTEBA Lomas Javier Perin, y el Secretario General de la CTA de los Trabajadores lomense, Pablo Barroso; organizaciones sociales como CTEP y  políticas como PJ Lomas, La Cámpora, Unidos y Organizados y Kolina, entre otros.

El 16 de Setiembre de 1976 se produjeron una serie de secuestros y asesinatos de estudiantes secundarios de la Ciudad de La Plata en un episodio conocido como “La Noche de los Lápices”, en el marco del terrorismo de Estado instaurado por la última dictadura cívico-militar que rigió en el país entre 1976 y 1983.

Los jóvenes, que en su mayoría pertenecían a la UES (Unión de Estudiantes Secundarios), encabezaban los reclamos por la implementación del Boleto Estudiantil y diez de ellos fueron vistos con vida en el Ex CCDT y E Pozo de Banfield. Seis de ellos continúan desaparecidos.