Una familia de Transradio busca al prófugo por el asesinato de su hijo de 17 años

A un mes de cumplirse un año del homicidio de Ulises Ríos, un adolescente asesinado por un vecino luego una discusión en Transradio, Esteban Echeverría, la familia exige que se encuentre a Oscar Bustos, el único imputado por el caso que está prófugo. En diálogo con DiarioConurbano.com, Francisca Silva, madre de la víctima, afirmó: “Ojalá se lo encuentre pronto pero la justicia no nos da noticias sobre dónde puede estar a pesar de que tiene pedido de captura internacional».

Oscar Bustos se dio a la fuga luego del homicidio en noviembre del 2018 y si bien se rumoreó que era posible que estuviese en Paraguay, no se confirmó esa información. En este sentido, la familia de Ríos demanda que la justicia «sea más rápida en su trabajo» para dar con el responsable.

«El tipo sigue prófugo y mientras no se lo encuentre, la causa sigue igual de parada y la justicia no nos da ni noticias», afirmó la madre de la víctima. En el caso interviene la UFI 1 descentralizada de Esteban Echeverría.

Según la investigación, Bustos, de 40 años, se metió en una discusión contra el adolescente de 17 años el 7 de noviembre del año pasado cerca de Morando y Moreno, en Transradio. En un momento el acusado tomó su pistola calibre 22 y disparó cuatro veces contra Ríos, que recibió los balazos. Se estima que el agresor escapó en un Ford Escort y el joven fue trasladado al Hospital Santamarina de Monte Grande, donde falleció a poco de ingresar.

La familia de Ríos señala como partícipes del homicidio a toda la familia de Bustos y espera que sean imputados y luego juzgados. Sin embargo, el único imputado por el momento es Óscar Bustos, acusado de homicidio agravado por haber perpetrado dos disparos contra Ríos. 

«Mientras mi hijo agonizaba, toda la familia lo tenían a las patadas así que fueron partícipes del asesinato a pesar de que él solo haya disparado», apuntó Silva.

Con respecto a las pruebas en el caso de que Bustos llegue a juicio oral, Silva explicó que «hay muchas pruebas» porque «los vieron todos los vecinos». «Fueron a declarar y contaron todo. Hay mucha prueba contundente, todos salieron de testigos y esta re comprometidos», aseveró.

Según lo relatado por Silva, el hijo de Bustos había mantenido una discusión previa con el hermano mayor de la víctima y lo habría amenazado de “matar a toda la familia”. 

“Era una pelea mano a mano entre ellos y él le grito que iba a hablar con su papá pero mi hijo menor no tenía nada que ver. Fue a ver a la novia y lo mataron”, apuntó.