La hija del diariero asesinado en Lomas: “Temía que le hiciera algo a su novia y lo terminó matando a él”

Mientras permanece prófugo el acusado de asesinar al diariero Enrique Devita, en su kiosco de Lomas de Zamora, el último viernes, su hija contó que su padre mantenía un noviazgo desde hacía 4 años con la ex esposo del asesino. “Mi papá temía que el tipo (por el prófugo) pudiera hacerle algo a su novia y terminó matándolo a él”, dijo.

En diálogo con DiarioConurbano.com, Valentina, una de las hijas de la víctima, contó que su padre llevaba un noviazgo de casi cuatro años con la ex esposa del prófugo Julio Rafael Mosevich, de 47 años.

“Durante un tiempo mantuvieron el noviazgo muy oculto, pero este hombre ya sabía. Eran del barrio. Nunca lo amenazó directamente a mi papá pero él le contó a mi hermana que tenía miedo que le hiciera algo a su ex mujer”, contó la hija de Devita.

La ex esposa del homicida vive con los hijos. Devita y Mosevich no eran amigos, pero sí se conocían del barrio Villa Independencia, en Lomas de Zamora.

”Mi papá no era barra, sí hincha fanático de Los Andes. Lo que pasó fue una locura de este asesino que no los dejaba en paz a mi papá y a su novia”, destacó Valentina.

Y agregó que su padre y su novia “se amaban mucho”. Según contó tiene una muy buena relación con la mujer. “Ella ahora está destrozada y se siente culpable pero no tiene nada que ver. Acá el único culpable de todo es el que está prófugo”.

Valentina explicó que se contactó con miembros de la familia Mosevich y que también están esperando que sea detenido “porque tienen miedo que les haga algo ya que es un tipo violento”.

La DDI de Lomas de Zamora trabaja en el caso y ya realizó allanamientos para dar con el prófugo, pero los resultados fueron negativos.

Mosevich tiene un hijo jugando en el fútbol portugués y la sospecha era que podía intentar fugarse hacia Europa tras el crimen. No obstante, esa situación se descartó que haya ocurrido.

Julio Rafael Mosevich  está acusado de matar a Enrique Omar De Vita, de 49 años, en el kiosco de diarios de este último, ubicada en la esquina de Olmos y Bustos, la zona de Parque Barón, en Lomas de Zamora.

Según trascendió, Mosevich  estacionó, alrededor de las 8, su automóvil VW Fox gris frente al kiosco de diarios, se bajó armado y caminó directamente hacia el diariero.

Luego de dispararle tres balazos, subió al auto y huyó. El video de cámaras de seguridad de la esquina registró el momento y también a una empleada que estaba con De Vita que salió corriendo tras la agresión.

La víctima fue traslada a la Clínica 2 de Abril pero llegó sin vida. La causa se encuentra en la UFI 3 de Lomas de Zamora, a cargo del fiscal Lorenzo Latorre.