Ezeiza: Buscan a un hombre que se golpeó la cabeza y desapareció el 16 de febrero

Una familia busca a un hombre de 60 años que se golpeó la cabeza en Ezeiza y luego de ingresar al Hospital de la zona desapareció. Se trata de Javier Carrizo, de quien se desconoce su paradero desde el 16 de febrero. 

En diálogo con DiarioConurbano.com, María, sobrina del hombre, aseguró: “No sabemos nada desde que se golpeó la cabeza, lo buscamos por todos lados y nadie sabe nada. Ya no tenemos más formas de encontrarlo, necesitamos que la justicia haga algo”. 

El 15 de febrero Carrizo se golpeó la cabeza, lo que le provocó una descompensación y un conocido lo trasladó a la guardia del Hospital de Ezeiza para que lo revisen. Al día siguiente, el vecino fue a verlo para llevarle ropa y no lo encontró en el centro de salud.

En este marco, la familia del hombre opinó que la justicia “está tardando mucho en dar con algún indicio” que determine el paradero de Carrizo debido a que hace 20 días pidieron las cámaras particulares de la zona y aun no hay nada concreto. 

“Pedimos cámaras y está todo en fiscalía pero está pasando mucho tiempo y no hay nada. No creo que le estén dando la importancia que amerita esta búsqueda y pensamos que la comisaría no hace lo necesario para encontrarlo”, manifestó la mujer.

Se estima que Carrizo vestía una remera oscura, una camisa azul y un joggin. Según lo relatado por el hombre que lo asistió ese día, Carrizo no había perdido el conocimiento por el golpe. 

“No tenemos la certeza de que perdió el conocimiento, el hombre que lo lleva dijo que estaba lúcido y conciente. Tenía su DNI encima y conocía a todos los que lo rodeaban”, advirtió la sobrina.

Luego de hacer la denuncia, la familia se contactó con la morgue por si había sido ingresado como NN y les notificó de la desaparición a todos los conocidos del hombre. 

“No se si desde la fiscalía como se están manejando, si revisaron las entradas y salidas durante esta fecha, tampoco es que se comunican con nosotros. No tenemos formas de hacer algo más desde nuestro lugar, necesitamos que intervenga la justicia para saber dónde está”, afirmó Maria. 

Para aportar cualquier información, está disponible el teléfono de Sandra, su hermana: 1178896320