El acusado de engañar por Instagram y violar a una nena en Glew se negó a declarar

El joven de 18 años detenido días atrás acusado de engañar a través de Instagram, enviarle fotos obscenas y abusar sexualmente de una niña de 11, en un hecho ocurrido en la localidad de Glew, se negó a declarar ante la fiscal de Lomas de Zamora, María Delia Recalde.

Este viernes, el acusado fue trasladado a los Tribunales de Lomas para su indagatoria e hizo uso de su derecho a no declarar por consejo de su abogada particular.

Fuentes judiciales informaron a DiarioConurbano.com que en los próximos días la menor será sometida a la prueba de Cámara Gesell. Los investigadores consideran que este paso es clave para fortalecer la prueba contra el detenido.

Fuentes judiciales informaron que todo comenzó en setiembre pasado cuando un joven de 18 años comenzó a contactar a la víctima, de 11, a través de Instagram.

“Le dijo que tenía menos edad y la fue engañando, para llegar a la verla personalmente”, precisaron fuentes de la investigación.

Mientras avanzaba el contacto virtual, el ahora detenido le envió videos masturbándose, a la vez que buscaba un encuentro con la víctima.

Días atrás, el joven acudió a la casa de la niña, ubicada en Glew,  cuando no estaban sus padres. Allí, abusó sexualmente de ella.

La menor, según trascendió, decidió contar el engaño a través de redes y el abuso a sus padres quienes radicaron la denuncia.

La investigación a cargo de la fiscal María Delia Recalde, titular de la UFI 9 especializada en Trata y Delitos Sexuales de Lomas de Zamora, avanzó rápidamente y reunió pruebas para acreditar prima facie la responsabilidad del joven.

Recalde pidió la detención y la jueza de Garantías 6 de Lomas, Laura Ninni, avaló e hizo efectiva la medida.

El muchacho de 18 años  quedó imputado por los delitos de “Grooming y abuso sexual agravado con acceso carnal”.