Detuvieron en Avellaneda al prófugo por el crimen de un policía

Lo apresaron cuando concurría a un templo evangelista de Wilde. Está acusado, junto a otros dos hombres que ya fueron detenidos, de matar al capitán de la Policía Bonaerense Adrián Díaz, en un hecho ocurrido en 2012, en Bernal.

Un joven de 19 años, que estaba prófugo de la Justicia, fue detenido en las últimas horas en la localidad de Wilde, partido de Avellaneda, acusado del homicidio de un capitán de la Policía de la provincia de Buenos Aires perpetrado a principios de 2012, en Bernal.

Fuentes policiales informaron que como consecuencia de  las tareas investigativas, y luego de establecer que el buscado frecuentaba una Iglesia Evangélica de la zona, personal del Gabinete de Homicidios de la DDI de Lomas de Zamora, realizó una vigilancia encubierta para capturar al presunto homicida de Adrián Díaz, cometido el 17 de enero de 2012.

 El procedimiento se llevó a cabo en las inmediaciones del templo, ubicado en  la Avenida Onsari al 1300 de Wilde, donde solía ir el prófugo de 19 años, a quien los efectivos lograron individualizar y y detener en el lugar.

El caso en el que perdió la vida el efectivo policial, quien prestaba servicios en la División Custodia y Traslado de Detenidos de Quilmes, ocurrió en la localidad de Bernal, partido de Quilmes, cuando se encontraba franco de servicio y vestido de civil, y manejaba su vehículo Ford Focus.

Allí fue interceptado por delincuentes movilizados en un Peugeot 504 y comenzó un tiroteo que terminó hiriéndolo mortalmente.

Por el caso, ya habían sido detenidos otros dos hombres, ambos de 30 años, mientras que el tercer cómplice fue apresado en las últimas horas. Interviene en la causa – caratulada “Homicidio” – la UFI Nº 1 de Departamento Judicial Quilmes.