Denuncian que un adolescente fue fusilado por la policía en Lanús

Familiares de un adolescente de 14 años, muerto de tres disparos efectuados por personal policial en Lanús, denunciaron que el hecho fue “un fusilamiento”. La Policía Bonaerense se había apresurado en informar a los medios de comunicación que se había tratado de un “enfretamiento con jóvenes delincuentes”.

En un comunicado al que tuvo acceso DiarioConurbano.com, los familiares de Miguel Alejandro Scattolini, alias “Micky”, denunciaron que el adolescente no disparó, no llevaba un arma, y nunca quedó acreditada su participación en un robo, tal como indica la versión policial.  

Los policías que mataron al adolescente se encuentran identificados. Son miembros del Comando de Prevención Comunitaria, de Lanús. Hasta el momento, no han declarado en la causa judicial lo que deja la puerta abierta a que puedan terminar imputados en el irregular operativo.

“El domingo 9 de noviembre, a las 23, fue fusilado Micky (Miguel Alejandro Scattolini) en la calle Chubut al 2700, en el barrio de Villa Jardín, en Lanús Oeste. Se logró identificar a los policías intervinientes Melisa Belén Trefiletti y Maximiliano Boris Quiroz”, relataron los familiares del adolescente.

Al momento del hecho, Scattolini se movilizaba como acompañante en una moto. El conductor se ese vehículo escapó cuando los policías dispararon contra Micky y aún no fue encontrado.

La causa judicial – caratulada por el momento como “Robo” – se encuentra a cargo del fiscal de Responsabilidad Penal Juvenil 1 de Lomas de Zamora, Martín Seara.

“Luego del hecho, aparecieron dos mujeres que dijeron que habían sido asaltadas por dos jóvenes que iban en una moto. Se trataba de dos hechos ocurridos a unas 10 cuadras del lugar. Este fue el argumento de la Policía para matar de tres balazos a Micky que iba desarmado”, sostuvo Gustavo Arnaiz, abogado de la familia del adolescente, en diálogo con DiarioConurbano.com. 

Tras recibir los tres balazos que  -según las primeras pericias – partieron del arma de Melisa Trefiletti, el joven murió en el Hospital Evita de Lanús.

“Instantes después, desaparecieron tres vainas servidas y dos proyectiles policiales. Evidentemente el protocolo de preservación de la escena del hecho fue violado. La irregularidad aumento con la aparición de dos armas obsoletas que dicen haber hallado 40 minutos después en la cuadra donde transeúntes y curiosos nada vieron”, denunciaron los familiares de Micky.

Arnaiz contó que “un proyectil pudo ser rescatado gracias a que el disparo ingresó a un automotor estacionado y cerrado con llave”. Y señaló que la semana pasado se efectuó una pericia a las armas secuestradas por la policía. “Quedo claro que ambas armas sembradas por la policía carecían de la aguja percutora y que la mujer policía que disparó utilizaba munición prohibida que solo se autoriza para la caza mayor. Fue una embista policial por justificar lo injustificable, en la cual el personal de la Comisaría de Villa Industriales no estuvo ajeno”.

Sobre el accionar de este seccional, el abogado denunció que fue su personal el que “introdujo ulteriormente la versión de dos hechos de robo a 8 y 10 cuadras como si cualquier acontecimiento en cualquier tiempo o lugar pudiera justificar la violación de derechos humanos que implica la ejecución mediando el gatillo fácil de fuerzas armadas por el Estado”.

Los familiares denunciaron también que “luego de sembrar armas, hacer desaparecer vainas y proyectiles, y alterar la escena de diversas formas, se le dio aviso a la autoridad judicial. La demora fue tal, que quedó grotescamente expuesta por el cambio del turno de la UFI de Responsabilidad Penal 4, que finalizaba la medianoche de ese 9 de noviembre, por la de quien lleva adelante la pesquisa en estos momentos, que pudo constituirse en la zona recién a las dos de la madrugada del día siguiente”.

Familiares y amigos de Micky Scattolini anunciaron que comenzarán a reclamar más fuertemente que se haga justicia en este caso ya que consideran que se trató de un fusilamiento, de un tradicional caso de gatillo fácil.