Claypole: Cayeron cuando escapaban de un robo y les comprobaron más asaltos

La justicia  de Lomas de Zamora comprobó que dos hombres que se desplazaban en una motocicleta robada y fueron detenidos en Claypole tras colisionar el vehículo contra un auto, en momentos en que se fugaban de la policía luego de cometer un robo, habían cometidos otros robos antes de ser apresados.

Fuentes judiciales informaron a DiarioConurbano.com, que dos delincuentes que protagonizaron un violento choque el 8 de mayo pasado cuando escapaban de la policía en la localidad de Claypole, partido de Almirante Brown, tenían antecedentes por otros robos. Ese día, los dos hombres terminaron con varias heridos y detenidos.

Según la acusación, todo comenzó el 8 de mayo pasado, aproximadamente a las 06.30, cuando dos sujetos que se desplazaban a bordo de una motocicleta por las calles España entre Mendoza y Formosa, en Claypole, interceptaron a una mujer y amagando que tenían un arma de fuego le robaron su celular y se dieron a la fuga.

Minutos después, los mismos sospechosos, asaltaron a un hombre en la calle José Hernández y Mazzini, en Claypole. Uno de ellos descendió de la moto y con un arma de fuego tipo revólver, calibre 22, lo apuntó a la víctima y le exigió la entrega de su celular, la billetera y una mochila que contenía zapatillas, guantes de arquero, short y camiseta de fútbol.

Posteriormente, los motochorros continuaron robando en otras cuadras de la zona. Un joven que iba acompañado de su madre, por las calle 2 de Abril y Libertad, denunció que fueron asaltados por dos hombres. Las víctimas contaron que mediante un arma de fuego, le manifestaron “dame todo porque te tiro”, y le robaron el celular, billetera con DNI, tarjeta Sube, y mil pesos.

Alertados de estos hechos, efectivos de la Policía Comando de Patrulla de Almirante Brown, rápidamente pudieron localizar a los delincuentes y comenzaron una persecución que terminó en las calles 2 de Abril y Cavour, en la localidad de Claypole, donde la moto impactó contra un auto modelo Nissan y los asaltantes terminaron heridos y detenidos.

La policía incautó a pocos metros de uno de los ladrones un arma de fuego tipo revólver, calibre 22, sin municiones, de uso civil, que uno de los ellos tenía en su poder en la vía pública sin contar con la debida autorización legal para ello.

Finalmente, los efectivos constataron que la moto que tenía pedido de secuestro la había adquirido uno de los detenidos, entre el 6 y el 8 de mayo, y provenía de un delito previo.

Uno de los asaltantes quedó imputado por los delitos de “robo calificado por el empleo de arma de fuego no apta par el disparo –dos hechos-, y tenencia ilegal de arma de fuego de uso civil, todos ellos en concurso real entre sí”.

Sobre el segundo acusado, recayó los delitos de “robo simple, robo calificado por el empleo de arma de fuego no apta para el disparo –dos hechos-, y encubrimiento, todos ellos en concurso real entre sí”.

En la causa interviene el fiscal Leonardo Kaszewski, de la la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora.

 

Foto: Diario Sur