Cayó en Solano el acusado de asesinar a Maximiliano Seppia

El acusado de asesinar de varios disparos a Maximiliano Seppia, en un hecho ocurrido en marzo de 2018, en Lanús Este, fue detenido este lunes por la madrugada en una vivienda de San Francisco Solano. Se trata de Germán Maximiliano Carreras sobre quien pesaba una orden de captura y se había ofrecido una recompensa de 500 mil pesos para quien aportara datos sobre él. La víctima tenía 22 añoi

Fuentes policiales indicaron que Germán Carreras fue apresado en un allanamiento realizado este lunes alrededor de las 3 de la madrugada en una casa ubicada en la calle 884 al 4000, en San Francisco Solano.

El operativo fue llevado adelante por personal de la Comisaría de Villa Barceló y el joven acusado del crimen no opuso resistencia. La vivienda en la que estaba escondido sería de un familiar lejano de Carreras.

“Se había teñido el pelo de negro y se había dejado la barba”, explicaron fuentes de la investigación. La detención ocurrió a una semana de que el Ministerio de Seguridad de la Nación ofreciera una recompensa de 500 mil pesos para quien aportara datos del joven ahora detenido.

“Siempre supimos que era él el asesino. Todos los testigos de la causa lo dijeron. Por eso desde el primer momento exigimos su detención”, explicó la madre de Maximiliano Seppia, Claudia Capalbo.

En contacto con DiarioConurbano.com, se mostró “conforme” con la detención de la Carreras y destacó el trabajo del personal de la Comisaría de Villa Barceló.

”Ahora esperamos que se haga todo lo más rápido posible. Se lo traslade a una unidad penal y avancemos hacia el juicio oral”, añadió Capalbo.

Los familiares de Maxi, desde el inicio del caso, exigieron públicamente justicia, a través de marchas y pegatinas con el rostro del ahora detenido.

El asesinato de Seppia ocurrió el 2 de marzo de 2018, en Roma y Posadas, en Lanús Este, tras una pelea que comenzó porque unos jóvenes del barrio comenzaron a cargarlo y a patearle la moto a la víctima. Según la información de los familiares, se desencadenó una pelea y cuando Seppia intentó subirse a la moto para escapar de la misma, el sospechoso disparó cinco veces. Desde el inicio, los testigos apuntaron a Carreras como el autor de los disparos que terminaron con la vida de Maxi.