Budge: La familia de Franco Martínez exige un nuevo peritaje

A siete meses del hallazgo del cuerpo de Franco Martínez, el joven lomense encontrado en la Reserva Ecológica de Ciudad de Buenos Aires en agosto de 2020, la familia exige un nuevo peritaje para avanzar en el esclarecimiento del caso y el cambio de carátula a homicidio. “Mi familia quería que otro perito realizara un nuevo peritaje porque nos dijeron que el caso se presentaba como un presunto homicidio”, dijo el hermano.

En diálogo con DiarioConurbano.com, Nicolás Martínez, hermano de la víctima, explicó que “todavía no se realizó el peritaje sobre el celular del joven” para saber si horas antes de su desaparición había pactado un encuentro con alguna persona.

“Queremos saber qué pasó, con quién se tenía que encontrar mi hermano. Creemos que fue a una entrevista de trabajo porque a mí me contó que se había contactado con alguien y que iba a cobrar unos seis mil pesos por un trabajo como repartidor de comidas. Esa es la sospecha que tengo. Yo le había dicho que lo pensara bien porque en casa tenía un kiosco que lo atendía cuando quería, estaba bien. Pero su idea era agrandar el kiosco y quería hacerlo por su cuenta”, señaló Nicolás.

Además, la familia contó que desde la fiscalía de la Ciudad de Buenos Aires les informaron que en los registros fílmicos “no se ve nada”. “Nos parece raro que no salga nada en las filmaciones porque hay muchas cámaras en la zona”, apuntó Nicolás.

Por otro lado, afirmó que desconoce si se hicieron estudios para saber si el joven presentaba golpes en el cuerpo. “No sabemos si tenía algún hueso roto. Cuando fui al reconocimiento tenía uno de los dientes partidos y eso me da la sospecha de algún tipo de forcejeo, pero según los estudios, no salió nada. Mi familia quería que se realizara un segundo peritaje pero ningún perito aceptó la causa, aunque, nos dijeron que se presentaba como un presunto homicidio”, advirtió.

Franco Martínez, de 21 años, había salido de su casa de Villa Albertina, la tarde del 23 de julio. No volvió al hogar y su familia hizo la denuncia a las 48 horas. El 20 de agosto encontraron el cuerpo colgado de un árbol en la Reserva Ecológica en la Ciudad de Buenos Aires. Desde del inicio, la familia señaló que Franco no conocía la Reserva y que tenía planes de visitar a su hermana en Almirante Brown ese día.