Adrogué: intentó robar en un corralón y lo mataron dos ovejeros alemanes

Ocurrió el domingo por la madrugada. El dueño del local encontró a un hombre en el interior del corralón, sin vida, y con grave heridas provocadas por los dos ovejeros alemanes que tenía en el lugar. Los investigadores policiales intentan determinar cómo ocurrieron exactamente los hechos.

Un hombre que ingresó a un corralón de material de Adrogué con la presunta intención de robar fue hallado sin vida producto de las heridas provocadas por los perros ovejeros alemanes que vigilaban el lugar.

El cuerpo fue encontrado el domingo por la  mañana en el patio del corralón El Pimpollo, ubicado en la esquina de Marcos Sastre y Capitán Moyano, Adrogué, justo en el límite con Llavallol.

“Tenía entre 45 y 50 años. Aparentemente, saltó un tejido y entró al lugar con la idea de robar. Pero se encontró con cuatro ovejeros alemanes que lo atacaron y lo hirieron fatalmente”, señalaron fuentes policiales.

Pegado al local vive el dueño, Juan Di Girolano, quien según la Policía, contó que durante la madrugada del domingo escuchó ruidos y ladridos de los perros, pero al asomarse por la ventana no vio nada raro. Ya en la mañana del domingo, cerca de las 10, un vecino alertó al 911 que había un hombre muerto dentro del corralón y cuatro perros merodeando a su alrededor.

“El cadáver tiene heridas en todos lados y aún no pudo ser identificado. Ahora permanece en la morgue de Lomas de Zamora, donde se le realizará la autopsia”, confiaron las fuentes consultadas.

En el corralón aseguran que el hombre entró a robar. "Se mete gente cada dos por tres. Incluso cuando estamos atendiendo tenemos que mantener el ingreso cerrado para que no entre ningún ladrón", sostuvo Di Girolano.

En el hecho intervino la UFI en turno del Departamento Judicial de Lomas de Zamora.