Polémica: Kicillof apuntó contra Conte Grand por arrestos domiciliarios masivos

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, aseguró hoy que "la decisión de otorgar una prisión domiciliaria es del Poder Judicial y no del Ejecutivo" y añadió que su administración "no está de acuerdo" con las liberaciones masivas de presos.

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, aseguró este martes que “la decisión de otorgar una prisión domiciliaria es del Poder Judicial y no del Ejecutivo” y apuntó contra el procurador Julio Conte Grand al recordar que fue justamente él quien impulsó a los defensores oficiales a pedir arrestos domiciliarios sin excluir a detenido por delitos graves. Además, anunció que se acelerará la terminación de la obra de ampliación de la Unidad Penal 40 de Lomas de Zamora.

“En la resolución 158 del 18 de marzo, que la leí detenidamente, instruye a los defensores públicos impulsar prisiones domiciliarias a las poblaciones de riesgo. Se basa en instrumentos internacionales que en el marco del coronavirus habían promovido las domiciliarias. Y el procurador lo hace. Omite señalar que las prisiones domiciliarias no pueden darse a quienes hayan cometido delitos graves, ofensas sexuales, violaciones, robos a mano armada, con violencia. No lo dice Conte Grand“, afirmó el mandatario provincial.

También recordó que Conte Grand fue designado en su cargo por postulación de la ex gobernadora María Eugenia Vidal.

El mandatario formuló declaraciones durante una conferencia de prensa en la Casa de Gobierno, en La Plata, en la que anunció que el gobierno bonaerense inaugurará unas 1350 nuevas plazas penitenciarias en el sistema penal.

Acompañado por sus ministros de Justicia, Julio Alak, y de Seguridad, Sergio Berni, Kicillof aseveró que “este gobierno no coincide cuando se le da domiciliaria a quien cometió delitos de gravedad, exponiendo a las víctimas”.

En ese tono, subrayó que, desde el Poder Ejecutivo, no sólo no se promovió el otorgamiento de prisiones domicililarias “sino que no estamos de acuerdo” y apuntó que desea que “esas situaciones que generaron miedo en la población se reviertan, pero ello depende del Poder Judicial”.

“Ante tanta campaña mediática con falsas noticias quiero aclarar que quién va, quién sale de la cárcel y quién tiene domiciliaria, es decisión del Poder Judicial; no del Ejecutivo”, expuso el mandatario y resaltó que el Gobierno se dedica “a cuidar y proteger a los bonaerenses”.

Kicillof subrayó que “la obligación del Ejecutivo no es decidir libertades sino alojar en las cárceles a quienes tienen que estar en situación de encierro”

En ese marco, el mandatario provincial dijo hoy que su gobierno “no sólo no promueve, sino que no está de acuerdo” con las prisiones domiciliarias a detenidos por delitos graves y afirmó que espera que “estas situaciones se reviertan”.

“Eso tiene que ocurrir por decisión del Poder Judicial. Tengo fe que la Suprema Corte de Justicia, con buen criterio, ponga orden y claridad en estas situaciones. Yo no lo puedo hacer”, dijo el gobernador en el acto en La Plata.

Recordó asimismo que, al asumir su mandato, la situación carcelaria era “de emergencia”, rememoró que unas 15 mil personas privadas de la liberad llevaban adelante una huelga de hambre por falta de alimentos y medicamentos, y destacó que se pudo salir de esa coyuntura “muy rápidamente”.

El gobernador leyó una noticia publicada por Infobae el 7 de septiembre de 2018 donde se planteaba que el gobierno de María Eugenia Vidal “quería dar domiciliaria a 1.500 presos porque no había lugar en las cárceles”.

“El entonces ministro de Justicia (Gustavo) Ferrari le recomendó eso a la Justicia”, señaló Kicillof y apuntó que, “si quieren encontrar un Poder Ejecutivo tomando esa decisión, busquen en el gobierno anterior, no en este”.