Para la Red de Jueces, “las cárceles han explotado por un desinterés de los poderes públicos”

El presidente de la Red de Jueces Penales de la provincia de Buenos Aires, Mario Caputo, afirmó que en las cárceles habrá “menos detenidos” en el marco de la emergencia sanitaria por el Coronavirus, y aseguró que si bien se está trabajando bastante con respecto a las prisiones domiciliarias y salidas de los penales bonaerenses, no significa que “las cárceles se abran para cualquier detenido”.

“Se está estudiando cada caso en concreto y con los riesgos procesales para  cada caso. Será liberado el que está cerca de obtener la libertad, el que está esperando un informe del servicio que no llega pero que tiene buena conducta, el que tiene un problema de salud y no hay peligro de fuga o la gente mayor de edad. Hay muchos detenidos por delitos que no son tan graves, con penas bajas”, explicó Caputo, en diálogo con DiarioConurbano.com

En la misma línea, Caputo informó que hay una superpoblación en las cárceles lo que resulta de extrema gravedad ante la pandemia. “El lugar que hay en las cárceles es para 22 o 23 mil detenidos y hoy hay casi el doble”, indicó el juez, que se desempeña en el Poder Judicial de Quilmes.

Al mismo tiempo, criticó: “La realidad es que, en los últimos años, las cárceles han explotado, por un desinterés de los poderes públicos. Años sin crear nuevas cárceles, porque si queremos detener gente, hay que saber dónde ponerlos”.

Para el funcionario, la superpoblación, hacinamiento, que existe hoy se debe, en parte, a “toda una tendencia a la prisión que tenía que ver con informe del servicio penitenciario negativo, que ahora está cambiando lentamente, o de los fiscales que no estaban de acuerdo con los beneficios”.

Sin embargo, enfatizó en que es importante que resuelvan rápido los pedidos de excarcelación en el contexto de la pandemia y de los riesgos que corren los detenidos.  “No se está hablando de liberar al homicida serial ni al violador sino de plantear las cuestiones con racionalidad y proporcionalidad. Hay muchos detenidos que les falta muy poco para salir en libertad, o con posibilidades de obtener algún beneficio”, aseveró.

Mabel Cáceres