Lomas: Acusado de violar durante 5 años de su hijastra llega a juicio en libertad

Un hombre de 41 años comenzará a ser juzgado este miércoles en lo Tribunales de Lomas de Zamora, acusado de abusar sexualmente durante 5 años de la hija de quien era su pareja. El acusado llega al debate oral en libertad.

El juicio oral y público será llevado adelante por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 4 de Lomas de Zamora.

El imputado llega acusado de “abuso sexual con acceso carnal gravemente ultrajante”. La víctima actualmente tiene 20 años y confesó los abusos cuando tenía 16 años. Por entonces, el acusado ya no vivía en la vivienda que compartían en Glew junto a la madre de la joven, Ana Calvo.

“Cuando mi hija me lo contó, este hombre (por el imputado) ya no vivía más con nosotras. No había sospechado que había ocurrido algo tan terrible”, contó Ana Calvo, en diálogo con Diarioconurbano.com. Y explicó que su hija recién pudo contarlo tiempo después de que el acusado no estuviera más en la casa.

Calvo hizo la denuncia en la Comisaría de la Mujer de Burzaco. “Le hicieron las pericias correspondientes y no sólo comprobaron los abusos sino también la violación”, señaló.

La madre de la víctima dijo que su ex pareja “volvió a aparece cuando a mi hija le hicieron la Cámara Gesell, algo que la puso muy mal. Los especialistas me dijeron que es algo típico de las personas manipuladoras”.

En tanto, subrayó que el acusado “nunca estuvo detenido”. De hecho, la jueza de Garantías de Lomas de Zamora Marisa Salvo dispuso el sobreseimiento del hombre.

“Apelamos esa resolución y la Cámara de Apelaciones y Garantías de Lomas dispuso que existían pruebas suficientes para la imputación y ordenó la realización del juicio oral y público”, explicó el abogado de la familia de la joven, Marcelo Mazzeo.

El letrado, en diálogo con DiarioConurbano.com, se mostró confiado en que “se demostrará la responsabilidad del hombre y que, por la grave calificación, debería terminar detenido”.

Ana Calvo también se mostró confiada en que se comprobará la acusación contra su ex pareja. “Otros casos similares han ayudado a que se crea que estos delitos graves verdaderamente ocurren. Por esos estamos fuertes y confiados”, expresó.

El imputado tiene 41 años y actualmente posee un comercio en Temperley. La madre de la víctima dijo que declarará en el juicio tanto ella como las compañeras de su hija, a quienes la joven, en primer lugar, le reveló los abusos de los que fue víctima.