Leve pena para el policía por no ayudar a un joven que mataron frente un boliche de Lanús

Se trata de Martín Castellucci, que falleció en 2006 por los golpes recibidos por un patovica en el boliche “La Casona” de Lanús. Un policía que no asistió al joven ni denunció el hecho estando en el lugar recibió una condena de un año de prisión de ejecución condicional y dos años de inhabilitación especial. Oscar Castellucci, el padre de Martín, manifestó su disconformidad con la decisión judicial.

La Justicia de Lomas de Zamora condenó a un año de prisión de ejecución condicional y dos años de inhabilitación especial a un policía que no impidió ni denunció la salvaje agresión de un patovica del boliche La Casona, en Lanús, que le produjo la muerte a Martín Castellucci, en un hecho ocurrido en 2006. “La pena nos parece ínfima, como ínfima es la sanción prevista en el Código Penal para este hecho”, expresó Oscar Castellucci, tras conocerse la sentencia.

La jueza Nora Martini, titular del Juzgado Correccional Nº 8 de Lomas de Zamora encontró al policía Cristian Javier Messina culpable del delito de incumplimiento de los deberes de funcionario público.

Luego del fallo, el padre de Martín, Oscar Castellucci, recordó que por la misma inacción de Messina ya fue condenado otro policía, en juicio abreviado, a la pena de dos años de prisión en suspenso.

“Messina no evitó el ataque, no detuvo al agresor, no recabó pruebas ni testigos, no informó a sus superiores del hecho, desplazó a Martín arrastrándolo 40 metros, y no le prestó ningún tipo de atención”, resaltó Oscar Castellucci.

El padre de Martín no se mostró conforme con el fallo. “La pena nos parece ínfima, como ínfima es la sanción prevista en el Código Penal para este hecho. Creemos que tanto los dos efectivos policiales, como el dueño del boliche, debieron haber sido juzgados por la misma calificación y en el mismo juicio en que fue condenado el asesino material, José Linqueo Catalán”, sostuvo.

Oscar Castellucci anticipó que su familia seguirá trabajando “para que el acceso a la Justicia sea igual para todos, y para que todos sean iguales ante la Justicia porque, por ahora, para muchos operadores del Poder Judicial, no es así”.

En el marco del juicio oral que terminó, la fiscal Viviana Suárez y Carlos Espinoza, abogado de la familia Castellucci, habían pedido 2 años de prisión y el mismo tiempo de inhabilitación para Messina. En tanto, la defensora oficial había solicitado la absolución del imputado.