Familiares de víctimas de inseguridad reclamaron justicia frente al Congreso

Familiares de víctimas realizaron una concentración en Congreso para visibilizar a las víctimas y exigir justicia por los casos que aún se encuentran impunes. El caso de Ángel Caballero es uno de los de Lomas de Zamora que se expuso en la manifestación de este viernes. 

También estuvieron presentes familiares y amigos de Rodrigo González, asesinado, en Temperley, en 2019

En diálogo con DiarioConurbano.com, Cintia, madre del Ángel Caballero, comentó que el caso de Ángel continúa “trabado” y teme que no pueda revertirse a tiempo. 

“Espero que salga todo a la luz, que se esclarezca todo porque sino mi hijo no va a descansar en paz y nosotros tampoco estamos tranquilos sabiendo que hay una persona suelta impunemente y que mató a alguien”, manifestó.

Ángel fue atropellado por un auto que no pudo ser reconocido por los testigos que lo vieron y tampoco tenía patente. La familia del joven denunció, desde un primer momento, que la Policía de la zona no colaboró lo suficiente con la investigación y que le notificaron tarde a la fiscalía para que comience a investigar. 

“Yo voy a seguir reclamando que se busque a los testigos para poder aclarar el caso de Ángel y que los policías den explicaciones y si hay corrupción que vayan presos”, sostuvo la mujer. 

La marcha comenzó a las 7 de la tarde y contó con la participación de diferentes casos de la Provincia de Buenos Aires. 

En el caso de Ángel, la familia acusó a la Policía porque no preservaron las pruebas momentos después del choque y el camión de la basura limpió el lugar. Por el momento, no hay avances en la causa y los pocos testigos no vieron a nadie puntual ni se prestaron a dar testimonio.

“No hay explicación para que un policía no pueda acercarse a metros de la comisaría a reservar las pruebas entonces se perdieron y eso quiere decir que hubo ineficiencia o corrupción”, opinó la madre de Ángel.

Además, había unos registros fílmicos de una cámara de seguridad que iban a revisarse pero cuando la fiscal a cargo las buscó, se determinó que no se encontraban en funcionamiento. Hubo un solo hombre acusado pero que fue desestimado ya que los testigos aseguraron que el auto que manejaba el asesino era de otro color. 

“Yo no quiero que vaya uno cualquiera preso, tiene que ir la persona que fue y espero que algún día encuentren al verdadero culpable”, expresó Cintia. 

El hecho ocurrió el 24 de enero, alrededor de las 20:30hs en el Camino de la Ribera y Bariloche, en Ingeniero Budge, cuando el carro en el que venía el joven fue atropellado por un vehículo que escapó del lugar.

Por otra parte, el caso de Rodrigo González espera para ser analizado en juicio oral y público. El imputado está detenido desde pocos después del crimen ocurrido en Villa Galicia, Temperley.

Si el tribunal oral mantiene la acusación del fiscal Leonardo Kaszewski, todo indica que la pena será prisión perpetua.