Elevan a juicio oral la causa por el crimen del comerciante Marcelo Domínguez

Dos hombres y una mujer irán a juicio oral y público por dos crímenes, ocurridos en Burzaco y en Ministro Rivadavia, en noviembre de 2013 y mayo de este año. El segundo caso es el homicidio del comerciante Marcelo Domínguez, que generó fuertes reclamos de seguridad por parte de vecinos y familiares.

Fuentes judiciales detallaron a DiarioConurbano.com que por homicidio del comerciante Marcelo Domínguez llega a juicio oral y público Emmanuel Fuentes, alias el Rengo. Cuando fue detenido, este hombre tenía pedido de captura por el otro crimen.

El juez de Garantías 2 de Lomas de Zamora, Javier Mafucci Moore, determinó que Fuentes también participó del crimen de Ezequiel Aranda, junto a los otros dos imputados que irán a juicio oral y público: Carla Abregú y Jonathan D´Angelo.

El homicidio de Aranda tuvo lugar en un predio ubicado en el barrio Los Pinos, en Burzaco, cuando se resistió a que los dos hombres y la mujer le robaran un caballo.

En el caso del comerciante Marcelo Domínguez, Fuentes es el único imputado. “El Rengo” llega a juicio oral con la acusación robo agravado por el empleo de arma y homicidio – en el orimer hecho – y por homicidio en ocasión de robo, en el suceso que terminó con la vida del comerciante.

Se estima que el juicio oral y público se estaría llevando adelante en el transcurso del año próximo.

El caso de Domínguez llevó a sus vecinos y amigos a movilizarse en reclamo de mayor seguridad en Ministro Rivadavia.

El crimen de Domínguez, de 49 años, ocurrió cerca de las 8 de la mañana del 14 de mayo, en un almacén y distribuidora de alimentos ubicado en la calle 25 de Mayo 1090 del barrio Ministro Rivadavia, en Longchamps, partido de Almirante Brown. Todo comenzó cuando Domínguez abría las rejas del comercio y fue sorprendido por dos hombres armados con armas de fuego y cuchillos que lo amenazaron con fines de robo. 
Uno de los ladrones logró ingresar y amenazó con un arma de fuego a las dos hijas del comerciante, y les exigió el dinero y otros objetos de valor. En tanto, el otro apuñaló a Domínguez en el pecho en la parte delantera del negocio. 
Una vez que los delincuentes abandonaron el lugar con todo lo robado, el hombre subió a su camioneta y, pese a estar gravemente herido, salió a perseguirlos, aunque sólo alcanzó a conducir 150 metros, se desvaneció y finalmente murió.

La causa fue instruida por la UFI 15 del Departamento Judicial de Lomas de Lomas de Zamora, a cargo del fiscal Sergio Schaffer.