Conte Grand criticó a sus defensores generales y dijo que “hay desvíos” en los arrestos domiciliarios

El procurador provincial, Julio Conte Grand, aseguró que “no es justa” la resolución de otorgar prisiones domiciliarias dispuesta tanto por el Tribunal de Casación Penal bonaerense y por su par de la Nación.

“Nosotros dispusimos analizar la situación de 2300 detenidos que estaban en grupos de riesgo. Los fiscales, jueces y defensores debían estudiar qué montos de penas y tipos delitos tenían para disponer sus arrestos domiciliarios”, especificó el funcionario.

En diálogo con Radio La Red, sostuvo que la Procuración ha notado “desvíos” en el pedido y otorgamiento de libertades en la Provincia. “Estamos actuando en esos casos”, sostuvo.

Tras explicar que “las morigeraciones existen por fuera de la pandemia”, aclaró que muchos jueces decidieron no otorgar el beneficio.

En tanto, Conte Grand cuestionó a los 13 defensores generales que dependen de él y pidieron la conmutación de penas al gobernador Axel Kicillof. “No se manejaron con organicidad en este momento delicado; no se dirigieron al interlocutor natural que es el Ministerio de Justicia de la Provincia y mostraron un desconocimiento del sistema de conmutación de penas”, disparó el procurador.

El funcionario fue más allá y enmarcó la decisión de los funcionarios a su cargo en una “disputa por la independencia del ministerio público de la defensa”.