Caso Sebastián Scriva: Los últimos testigos aseguraron que los acusados son inocentes

En la última jornada antes de los alegatos por el juicio de Sebastián Scriva, un pizzero asesinado en su comercio, en febrero de 2018, en Barrio Lindo, Adrogué, declararon tres testigos que defendieron a los imputados. Según lo relatado, ambos se encontraban en el boliche Lukovo, ubicado en Monte Grande, al momento del homicidio. 

“Los involucran a ellos por una campera roja, que era de otro chico y dicen que era la misma que llevaban las personas en el hecho del robo que matan al pizzero”, aseguró uno de los testigos y conocido de los imputados. Los acusados son David Acosta y Héctor Pereyra por el delito de robo agravado por el concurso de empleo de arma de fuego con homicidio criminis causa. 

En este sentido, el testigo también indicó que cuando salieron del baile, tuvieron un accidente debido a que un auto chocó la moto en la que se movilizaban. “Vimos a Tito y a David tirados mientras el auto estaba chocado. Todavía no había llegado la Policía”, relató Correa.

Según la investigación dos sujetos sorprendieron a Scriva mientras cerraba la pizzería el 11 de febrero de 2018 cerca de las 2 de la madrugada con el objetivo de robarle. Una de las personas que lo interceptaron en la puerta del negocio, descendió de la moto donde estaba y le apuntó al pecho de Scriva tras haberle quitado el dinero que había recaudado esa noche. 

Una conocida de los imputados y relacionista pública del boliche Lukovo, aseguró ante el Tribunal que “ingresaron a las 2.30 y salieron cerca de las 6 am”.

“Eran habitues del boliche, todos los sábados iban y luego de esa noche supe que tuvieron un accidente pero no me quisieron contar que les paso”, afirmó. 

Además declaró otro amigo de uno de los imputados. “Ese día fuimos en cuatro motos, nos juntamos en la casa de Luisito y después fuimos a cargar nafta”, relató el testigo. 

También sostuvo que “le echan la culpa a ellos por tener moto” y “haber tenido una campera deportiva”.

“David dejó la campera en al baúl de la moto porque no nos iban a dejar pasar al boliche con algo deportivo”, especificó. La esposa de la víctima había destacado que el sujeto que asesinó a Scriva tenía una campera rosada deportiva marca adidas. 

Los acusados serán juzgados por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) N 10 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora, conformado por Susana Mabel Silvestrini, Daniel Julio Mazzini y Jose Ignacio Polizza.