Caso Nicolás López: La defensa del joven liberado asegura que fue un «perejil» de la causa

Luego de que la sala III de la Cámara de Apelaciones de Lomas de Zamora dispusiera la falta de mérito y excarcelación de Emanuel Ortiz, quien estuvo detenido por el homicidio de Nicolás López, ocurrido en marzo de 2016 en Lanús, la abogada defensora aseguró que “no hay elementos de pruebas para acusarlo”. En este sentido, la Cámara afirmó que el hecho de que Ortiz concurrió esa noche al boliche Kla C, “no es evidencia suficiente para sostener que efectúo los disparos”.

En diálogo con DiarioConurbano.com, Lidia Seimandi, defensora de Ortiz, manifestó: “Él no tiene nada que ver con las fotografías, no coinciden y no se encuentran acreditados los motivos para mantener su detención”.

Según lo determinó la sala III de la Cámara de Apelaciones de Lomas, que dictó la falta de mérito de Ortiz, al analizar las filmaciones establecieron que el rostro de Ortiz no coincide con los fotogramas. Además la resolución afirmó que “el video analizado por el Tribunal da cuenta sin lugar a dudas que las manifestaciones del imputado se corresponden a lo acontecido la noche del evento”.

En esta línea, la abogada apuntó contra la investigación debido a que consideró que “tuvieron que percibir definitivamente que era otra persona y no Emanuel”. El fiscal Gastón Fernández había solicitado la prisión preventiva de Ortiz. Sin embargo, Seimandi apeló la detención para que se le otorgue la libertad. 

“Mi defendido es un perejil, pedí la pericia facial porque no es Emanuel Ortiz. Por eso ordenaron al fiscal que investigue. Culpar a un inocente no es hacer justicia”, apuntó la abogada. 

Según la investigación, uno de los únicos testigos al momento del crimen fue Ivan Acosta, primo de la víctima, quien había señalado a Ortiz como responsable de los disparos. Sin embargo, los camaristas Martín García Díaz, Tomás Bravo y Jorge Tristán Rodríguez determinaron que el testigo se contradijo y al no poder sumar detalles sobre lo sucedido, se rectificó. 

La abogada también aseveró que se encuentran en una “situación muy crítica” debido a que “hicieron una convocatoria vecinos para hacer justicia por mano propia”.

“Hay una mano negra en todo esto, él estuvo prófugo y tres meses preso. Yo entiendo el dolor de la madre pero mi defendido no fue”, manifestó.

La investigación, más allá de la excarcelación y falta de mérito de Ortíz, continúa. La familia de López reclama justicia y rechaza la resolución tomada por la Cámara de Apelaciones de Lomas.

López fue asesinado el 19 de marzo de 2016 a la salida del boliche Kla-C ubicado en Lanús. Se estima que la víctima y su primo mantuvieron una discusión con unos hombres en el interior del lugar y luego de salir, fueron atacados por un grupo de personas que se movilizaban en un automóvil. desde donde le dispararon.