Caso Litarowicz: El fiscal no acusó y absolverán al imputado por falta de pruebas

El fiscal de Lomas de Zamora Walter Distéfano decidió no acusar al único imputado por el crimen del mecánico Diego Jorge Litarowicz, ocurrido en el barrio San José de Temperley, el 12 de diciembre de 2016. Con esta decisión, el joven de 22 años quedó inmediatamente absuelto en el juicio que lleva adelante el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 5 de Lomas.

Fuentes judiciales informaron a DiarioConurbano.com que “al no acusar el fiscal, los jueces no tienen otra opción que absolver al acusado”. En tanto, señalaron que Distéfano explicó en su alegato que no existían pruebas que relacionaran al imputado con el hecho y pidió que se profundizara la investigación “para llegar a los verdaderos autores del homicidio de Litarowicz”.

La familia de la víctima no recibió con sorpresa la decisión del fiscal. Por el contrario: cuando les tocó declarar, la hermana y la mamá de Litarowicz sostuvieron que el acusado – identificado como Julián Ignacio Robles – no era el culpable del crimen del mécanico. Y además, cuestionaron la investigación llevada adelante en su momento por la fiscal Lorena González.

Con respecto a Robles, fuentes judiciales indicaron que el joven de 23 años muy probablemente permanezca un tiempo más detenido ya que está imputado en otras causas por robo, pero quedará desvinculado del homicidio. En tanto, en lo que será una mera formalidad, la semana próxima el TOC 5 de Lomas dará a conocer la sentencia absolutoria para el joven que ha estado detenido desde 2 semanas después del crimen.

El 12 de diciembre de 2016,  alrededor de las 21, Litarowicz – al que apodaban “Rulo” – estaba sacando su Volkswagen Amarok de su casa ubicada en La Calandria al 3000, en el barrio San José de Temperley. Junto él estaban algunos de sus familiares.

En ese contexto, frenó un auto color gris del que bajaron dos hombres y una mujer armados. Los ladrones le exigieron el vehículo y el mecánico opuso resistencia frente a uno de los asaltantes.

Litarowicz recibió un balazo en la pierna, y los delincuentes escaparon con su vehículo y aquél en el que llegaron, sin ser detenidos aún.

El hombre fue internado de urgencia en el Hospital Gandulfo. Allí, como consecuencia de la herida, debieron amputarle una pierna.

Luego fue trasladado a la Clínica Paso de Temperley para regresar días más tarde al Gandulfo.

Fuentes judiciales consultadas por este portal señalaron que Litarowicz falleció el 25 de diciembre por la noche como consecuencia de una gravísima infección en la pierna, donde había recibido el balazo.

La noticia generó una fuerte conmoción en su barrio donde los vecinos organizaron masivas marchas en reclamo de seguridad y del esclarecimiento del caso.

Los primeros días, por orden de la fiscal del caso, Lorena González, se detuvo a Julián Ignacio Robles como uno de los imputados del crimen. A pesar de tener antecedentes por robo, la familia de la víctima siempre dudó de la responsabilidad efectiva del detenido en el crimen. Finalmente, esta sospecha fue confirmada por el fiscal Distéfano.