Caso Leonel Sotelo: Piden calificación más grave para el policía acusado y la causa podría volver a instrucción

En el marco del juicio por el homicidio de Leonel Sotelo, ocurrido en Burzaco en 2016, tanto la fiscal, la querella y una de las partes de la defensa pidieron la nulidad de la carátula de “exceso en legítima defensa” que se le imputa al Policía Bonaerense Giuliani Armando Fattori. La jornada estuvo signada por la fuerte presencia de banderas y carteles por parte de las familias de los imputados y la víctima, que tuvo el apoyo la Coordinadora contra la Represión Policial e Institucional (CORREPI). El Tribunal aseguró que evaluará la situación y dará a conocer su decisión el martes.

En la primer jornada del debate oral a cargo del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora, la fiscal Viviana Simón, aseguró: “Se ha incurrido en un error sobre el hecho al calificarlo en exceso de legítima defensa y por esto solicito la nulidad de la caratula

De otorgarse el pedido de nulidad, la causa volvería al periodo de instrucción para recalificar el delito cometido por Fattori. Entre las pruebas que sostiene la fiscalía para obtener lo solicitado, se encuentra el hecho que las nueve vainas encontradas en el lugar pertenecían al arma del Policía y la víctima recibió el impacto de tres balas por la espalda. Por lo que se considera que la imputación original debería ser más grave para Fattori.

Por su parte, la abogada querellante, María del Carmen Verdú, sostuvo que “no es una novedad lo solicitado por la fiscalía”.

“Hicimos el mismo planteo antes del juicio porque con esa calificación es imposible avanzar y se debe corregir el acto procesal”, apuntó la abogada que especificó que Fattori debe ser juzgado por homicidio perpetrado en abuso de su cargo policial.

En este sentido, el abogado defensor de Alan Devesa, imputado por “tentativa de homicidio y tentativa de robo”, en el mismo que juicio en el que está acusado Fattori, coincidió con la posición de ambas letradas y pidió que prospere la nulidad de la calificación. Además pidió que se tenga en cuenta la situación de detención de su defendido. “Alan lleva dos años y medio detenido, es por eso que en esta circunstancia solicito la excarcelación o el beneficio de morigeración”, opinó el abogado. Con respecto al delito que se le imputa a Devesa, la familia de Sotelo pretende que sea absuelto ya que lo consideran inocente.

Por otro parte, la defensa de Fattori alegó que “el planteo deja en evidencia la falta de prueba contra el defendido”.

“Fattori es víctima de una múltiple persecución penal porque está sentado acá porque se dispuso la elevación a juicio”, manifestó el letrado, quien reiteró la inocencia del imputado. 

El 1 de diciembre de 2016 Leonel recibió tres disparos en Humberto Primo y De María, en Burzaco, por parte del Policía Bonaerense Giuliani Armando Fattori, quien circulaba en su moto. Según la acusación, dos jóvenes, entre los que estaba Leonel, se le pusieron en paralelo con otro vehículo con el objetivo de robarle.

En ese contexto, según la acusación, intentó evitar el robo y comenzó a disparar contra los dos jóvenes y mató a Leonel, mientras que Alan salvó su vida. De acuerdo a la imputación, Devesa estaba armado.