Confianza entre los comerciantes de Lomas de que la “situación mejore en el corto plazo”

Tras los anuncios del Gobierno nacional y provincial para reactivar el consumo interno, el titular de la Cámara de Comercio de Lomas de Zamora, Alberto Kahale, se mostró esperanzado de que la situación económica se pueda revertir en el mediano plazo y aseguró que “hay esperanza y dinero en la calle”. También, valoró el lanzamiento del Consejo Local Contra el Hambre, del cual forma parte activa para asistir a las familias vulnerables del distrito.

“Este primer mes de gobierno lo vemos muy bien, venimos pidiendo hace dos años que inviertan en el rumbo económico y el Presidente y gobernador Kicillof tienen como objetivo reactivar el mercado interno, fomentando la industria nacional y comercio. lo vemos muy bien y vamos notando un cambio”, enfatizó el titular de FEBA (Federación Económica de la Provincia de Buenos Aires) en diálogo con DiarioConurbano.com.

Indicó, asimismo, que en charlas con “comerciantes de Lomas de Zamora, están mucho mejor que el año pasado si hablando de diciembre a diciembre y de enero a enero, están mejor” y aseguró que “en la gente hay confianza y dinero en la calle y cuando hay dinero en la calle, la gente lo gasta”.

“Venimos de 16 meses de bajas en venta, esperamos que esto en el corto y mediano plazo mejore”, apostó.

Asimismo, ratificó que el sentimiento de los comerciantes locales es “de esperanza de que las cosas se están haciendo bien”. No obstante, apuntó a la necesidad de que “para el pequeño y mediano empresario haya un alivio de carga porque la presión impositiva hace que te cueste sostenerte” y manifestó que “se entiende que el Estado tiene que recaudar, pero  dentro de todas las herramientas que existen, puede haber alguna que le dé un alivio a las pymes”.

Por otra parte, Kahale valoró el lanzamiento del Consejo Local contra el Hambre en Lomas de Zamora, del cual formará parte activa. Sostuvo que “es algo positivo porque realmente es una ayuda para la gente que lo necesita” y destacó que a partir de la implementación de la Tarjeta Alimentaria se verán beneficiados los comercios lomenses “por la compra de alimentos frescos”.

“Si un vecino va con la tarjeta a la verdulería o almacén de barrio, pone dinero en la economía local. Es una ayuda económica a los comercios y una inyección de dinero para el distrito”, analizó.

En ese sentido, habló sobre el pedido que realizó el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, de que no se aumenten los precios de los alimentos, a lo cual, el titular de la Cámara aclaró: “Nosotros como comercio local no manejamos la formación de precios, eso lo provocan las grandes empresas. Una verdulería no es formadora de precio”.

“El Presidente ha hablado para que los formadores de precios no provoquen o presionen, porque sino, no hay posibilidad”, cocluyó.