Tras versiones cruzadas, se confirmó la continuidad de Quiñónez en Temperley

El volante – uno de los referentes del equipo que ascendió al Nacional B – anunció por Twitter que se iba del club por no llegar a un arreglo con los dirigentes Celeste. La noticia generó cierto revuelvo en el ámbito Celeste por lo que los directivos volvieron a reunirse con el jugador y se llegó a un acuerdo. “Él tiene mucho para dar y nosotros no queríamos limitarlo en ese aspecto, pero nos pusimos de acuerdo para que siga en Temperley”, explicó el vicepresidente segundo, Sergio Gianturco.

El vicepresidente 2° de Temperley, Sergio Gianturco se refirió a la continuidad de Cristian Quiñónez, a quien le habían confirmado su salida ayer, pero que cerró un nuevo contrato con la institución, y señaló que es un tema “especial por lo que representa el jugador dentro y fuera de la cancha”.

“En el armado del equipo del DT (Ricardo Rezza) se está buscando lo mejor e incorporando jugadores. El tema de Quiñónez es un tema especial por lo que representa dentro y fuera de la cancha. Esto fue los que nos llevó a rever la situación” sostuvo el dirigente en declaraciones a Aire Nativo, que se emite por Radio eLe, FM 93.30.

En la tarde del pasado miércoles, el volante, que lleva las últimas dos campañas en el Celeste, había sido notificado de que no sería parte del nuevo plantel por motivos presupuestarios, no obstante, la Comisión Directiva reconsideró su medida y concretó un nuevo acuerdo con el volante.

“El planteo que se le hizo a Cristian es que sus posibilidades de jugar se iban a ver reducidas y también modificaba el tema económico. Él tiene mucho para dar y nosotros no queríamos limitarlo en ese aspecto, pero nos pusimos de acuerdo para que siga en Temperley”, afirmó.

El cambio de categoría para el Gasolero lo insertó en un mercado de pases que propone vínculos con salarios mucho más elevados que los de la Primera B Metropolitana, circunstancia que lo lleva a mantener negociaciones difíciles con los posibles refuerzos.

“Nos encontramos con números que no veníamos manejando. Los clubes pagamos mucho y eso demuestra que algo no está bien, ya que se manejan contratos muy elevados que no están dentro de los presupuestos normales”, apuntó el hombre del club en AFA.

Asimismo, aseguró que, a la hora de revisar los números, “son medidos” y pelean “peso a peso para no despilfarrar la plata del club”.

Y añadió: “La idea es mantener a Temperley. Si se puede crecer, bienvenido sea, pero siempre con la conciencia tranquila de que hicimos las cosas bien, cuidando los números”.

El vicepresidente entiende que el éxito no está asegurado en el gasto excesivo  y confía en el elenco de la zona Sur de GBA, ya que “en el último torneo Temperley no tenía un presupuesto alto y se llevó el ascenso”.

“No hace falta gastar y gastar. Vamos a ir a buscar el ascenso, pero tenemos que ser equilibrados, Temperley no está para pagar lo que hoy pagan otros clubes. No nos vamos a marear por eso”, agregó.

Con la firma de Quiñónez el único jugador que todavía no renovó su ficha con el Celeste es Federico Crivelli, que suena como incorporación en Banfield.

“Él siente algo especial por el club y lo demuestra cada vez que habla con nosotros. Obviamente ante la posibilidad de jugar en Primera División no vamos a darle la espalda. De no concretarse la posibilidad de Banfield, en los próximos días lo vamos a definir porque como club tenemos que empezar a cerrar el equipo”, aseveró el dirigente.