Rezza: “Fue un partido de lotería, el que hacía el gol ganaba”

El entrenador de Temperley, Ricardo Rezza, analizó el encuentro frente a Huracán, que debió ser interrumpido por las inclemencias climáticas cuando el Celeste caía 2 a 0, y  consideró que “debía suspenderse antes”. En tanto, apuntó que los dos goles que recibió su equipo fueron consecuencia de “errores que se comente por el estado del campo”.

“Fue un partido de lotería, el que hacía el gol ganaba por las condiciones climáticas. Debía suspenderse antes”, resumió el técnico tras el cotejo.

En medio de una llovizna incansable, que creció en intensidad, el Celeste y el Globo intentaron llevar adelante el juego correspondiente a la decimosegunda fecha del Torneo de Transición, pero el mal clima pudo más y el árbitro Darío Herrera definió su pausa a los 78 minutos.

“Era para suspenderlo antes. Alargó el partido, una lástima. Se podría haber suspendido al comienzo del segundo tiempo, pero no consultó. Cuando ya habían avanzado los minutos y quedaba poco, se podía haber terminado”, reprochó Rezza.

El Gasolero realizó un buen partido ante el conjunto que conduce Frank Kudelka, no obstante, fue su rival quien aprovechó mejor las ocasiones y consiguió ponerse en ventaja por dos tantos en los que la lluvia estuvo de su lado.

Primero, Patricio Romero intentó dejar salir una pelota por el fondo de la cancha, pero el agua lo impidió y Cristian Espinoza robó el balón para asistir a Gonzalo Martínez. Más tarde, con el local lanzado al ataque, Juan Ignacio Dinenno pudo convertir la igualdad, sin embargo, el estado del campo (soportó mucho tiempo las precipitaciones) le jugó en contra y los de Parque Patricios efectuaron un contragolpe letal, que Ramón Ábila definió sin problemas.

“Fue un encuentro parejo. Los goles vienen de dos errores que se comenten por el estado del campo, pero esa así. El partido hubiese sido otro sin la lluvia”, señaló RR DT.

Y añadió: “Cuando el campo está así, con espacios, tiene más chances el juego de contraataque y ellos lo han aprovechado. Fue una lástima por la gente que vino y por lo que hicimos en el partido”

A la espera de una definición de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), el Gasolero visitará el próximo sábado a Sarmiento, de Junín, en busca de tres puntos que lo acerquen al ascenso a Primera División y con 12 minutos para intentar dar vuelta la historia ante Huracán.

 “Es muy difícil, pero siempre hay que intentarlo. Hace poco vimos un partido suspendido que fue dado vuelta. Primero vamos a esperar que se defina si se juega”.