Lanús RC con “bronca” por la derrota contra un rival que solo “buscó el error”

Rugby LanusVsItaliano DanielRuiz

El wing del Vikingo Rodrigo Huber aseguró que “da bronca” como finalizó el duelo en el que cayeron en Escalada por 36 a 38 con Italiano, un equipo que “buscó el error durante todo el partido”. Luego del encuentro donde los conducidos por Carlos Villalba anotaron tres tries en cinco minutos y estuvieron a punto de revertir la historia, el autor de uno de ellos analizó para DiarioConurbano el partido y sostuvo que en la divisional “está todo muy parejo” al tiempo que llamó a no confiarse. (FOTO: Daniel Ruiz)

Tres tries y solo una conversión fue el saldo de los 15 minutos finales que dejó un amargo sabor de boca para Lanús en el cruce de la última fecha ante Italiano en el sur, donde pese a los esfuerzos para revertir el marcador, casi siempre adverso; el Vikingo no pudo quedarse con la victoria.

“Da bronca” cómo se dio el desenlace porque Lanús estuvo “a punto de ganarlo” frente a un equipo que “buscó el error durante todo el partido”, lamentó Huber en un mano a mano con DiarioConurbano luego del encuentro donde pese a la impronta ofensiva, dio la sensación de que el dueño de casa tardó en calentar los motores.

“Se nos hizo cuesta arriba en el principio” porque “tuvimos dos fallas en las que les quedó de carambola la pelota, nos metieron dos tries y después no pudimos levantar hasta el final”, explicó el wing en ese sentido y continuó.

Al principio entramos dormidos, estuvimos 14 puntos abajo y pese a que después nos pusimos iguales, no se pudo levantar y más con la cancha así que no se podía ni correr”, analizó el referente del Vikingo al tiempo que remarcó la falta de reproches ya que junto al equipo “se hizo todo lo que se podía”.

A pesar del resultado, si se tiene en cuenta el tramo final del partido hay una gran luz al final del túnel para Lanús. En ese sentido el back deseó que “ojalá la recuperación sea fácil”, pero para eso “hay que pensar en los últimos 15 minutos para el próximo partido” y apuntalar durante la semana “fundamentalmente la cabeza”.

Nos meten dos tries, nos bajoneamos y no podemos levantarlo hasta que uno va para adelante y ahí nos ponemos las pilas” explicó en esa sintonía y sostuvo que si bien ante Italiano “no se llegó”, deberán “seguir peleando, metiéndole al gimnasio, fierros, entrenar con todo para levantar esto” porque los partidos que vienen para Lanús “son todos muy difíciles y no hay que confiarse”.

“Está todo muy parejo, sabíamos que como uno de los grandes que bajamos todos nos quieren ganar y por eso nos van a venir todos con el cuchillo entre los dientes”, afirmó Huber al tiempo que llamó a no confiarse en las oportunidades que brinda el extenso torneo.

“Por suerte es bastante largo –el campeonato– y hay chances, pero cada vez se va acortando más la cosa y contra estos equipos de local hay que ganar, porque cuando al final se junten los puntos que perdimos se va a reprochar estos que dejamos pasar”, consideró.

El próximo encuentro de Lanús será ante DAOM, el escolta del campeonato solo tres puntos por encima, como visitante el sábado 19 desde las 15.30 en lo que será otro duelo de candidatos.